Reglas para empezar desde ceros, financieramente

Cualquiera puede cometer errores, endeudarse mucho o simplemente no saber manejar un presupuesto. Pero siempre puede empezarse desde cero.

Flickr Alan Cleaver Flickr Alan Cleaver
La crisis, el estrés y hasta la desesperación que le puede causar tener muchas deudas o no contar con el dinero suficiente para hacer los pagos y suplir sus gastos; lo puede llevar a lo que se conoce como “una depresión financiera” en la que el panorama siempre puede parecer muy oscuro.

Y es que las consecuencias de no tener una buena planeación financiera implican que su puntaje crediticio disminuya, que no le presten fácilmente y se le cierren las puertas en las entidades financieras.

Pero así como en la vida, todo tiene solución, solamente hay que saber y conocer las formas para poder levantarse nuevamente y comenzar de cero, una vez reconoce cuáles han sido sus errores, en este caso, en el manejo del dinero, de los créditos y sus responsabilidades financieras.

Le puede interesar “Qué hacer cuando no tiene dinero para pagar sus deudas”.

Paso uno

Según el portal “Money Over 55” la bancarrota, el divorcio y el desempleo son las principales razones por las que muchas veces se hace necesario empezar de nuevo financieramente. Pero sea cual sea el motivo, lo importante es que reconozca su situación.

Si ya tiene muchas deudas y “tocó fondo financiero”, sepa que de ahí no puede caer más –o esa, por lo menos, es la idea-. Esto se traduce en que debe reconocer que no puede endeudarse más y que sea cual sea el monto que debe, tiene que empezar a pagarlo.

Aprenda también “¿Cómo saber si tiene muchas deudas?”.

Y aunque no le gusten los números o los cálculos, es hora de empezar a hacer una cuenta: no se complique, saque una hoja, un lápiz y una calculadora. Empiece mirando cuánto gana, sus ingresos y réstele a eso lo que gasta como necesidades suyas (servicios, alimentación y transporte, especialmente).

Luego de eso, haga el cálculo de cuánto le queda y ahora sí considere sus deudas. Si lo que tiene que pagar mes a mes es superior a ese dinero “restante”, debe considerar alternativas para salir de eso.

Priorice

De acuerdo con el portal Money de US News, usted debe saber que el crédito debe tener casi la misma importancia que el ahorro. Así que deben ser dos cosas en las que tiene que trabajar.

Una vez entienda esto, establezca cuáles son las deudas más urgentes de las que primero tiene que salir: las que tienen tasas más altas, cuotas más altas o que pueden comprometer sus propiedades (embargar algo de lo que usted tenga).

Después de esto, busque alternativas: hablar con los bancos no siempre puede resultar en vano y hay una opción que existe que es la compra de cartera, que se traduce en que todas sus deudas queden en un solo banco y le den unos beneficios para que pueda pagar según su capacidad. Otra opción es la reestructuración de la deuda.

FP le recomienda leer “Cómo saber hasta qué punto puede endeudarse”.

Apriétese y tenga paciencia

Reduzca al máximo todos los gastos que pueda. Desde el hecho de empezar a cocinar en su casa para no tener que gastar en alimentos, hasta empezar a movilizarse sólo en bicicleta.

Y si se trata de que actualmente no tiene trabajo, recuerde que siempre habrá una alternativa nueva para seguir buscando o, simplemente, emprender su negocio propio.

Luego, cuando ya conozca qué es lo que tiene exactamente que pagar, podrá saber el nivel del esfuerzo que tiene que hacer bien sea por trabajar más o por buscar una alternativa para adquirir dinero extra, incluso, puede considerar vender algunas cosas que tenga y que no use.

Forbes recuerda que también hay otros gastos innecesarios o que quizá pueden pasar como inadvertidos

Ajústese a un presupuesto

Pero esta vez sea juicioso. Incluso, una estrategia que puede resultarle muy útil es que día a día solo cargue con el presupuesto diario, para que no se extienda o compre o gaste más de lo que no debe.

Y llevar un registro de lo que día a día gaste, considerando incluso esos gastos "hormiga" o pequeños que hace al comprar chicles o cigarrillos, le pueden ayudar a considerar cuál es la fuga de su dinero para que, finalmente, pueda ponerle un tapón.

También le aconsejamos “Un plan de inversión inteligente si tiene “treinta y algo”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.