Los 9 peores consejos sobre dinero que le pueden dar y que usted debe ignorar

Familiares, amigos y hasta compañeros de trabajo pueden tener buenas intenciones al darle asesorías sobre temas financieros que usted, quizá, aún no conoce. Así, FP le dice cuáles pueden ser esos malos consejos sobre dinero que puede recibir.

Los 9 peores consejos sobre dinero que le pueden dar y que usted debe ignorar Los 9 peores consejos sobre dinero que le pueden dar y que usted debe ignorar
Muchas personas pueden acercarse a usted asegurando que conocen bastante del tema financiero o que han tenido experiencias con créditos o bancos que usted debería escuchar. Y eso está bien, conocer cómo a la gente le ha ido y el resultado de sus estrategias de inversión, de deudas o de presupuesto.

Pero debe tener en cuenta que no todo consejo puede ser muy útil, especialmente cuando se trata de grandes sumas de dinero. Así, FP reunión esos consejos que por lo general dan familiares y amigos pero que son los peores, según The Simple Dollar, Business Insider y MSN Money.

1. Mantenga un saldo en la tarjeta

Este consejo muchas veces es dado bajo el precepto de que, teniendo una deuda pequeña en su tarjeta, puede crear una mejor historia crediticia. ¡Falso! Mejorar el registro suyo con sus deudas no implica que usted siempre mantenga una, sino el cumplimiento y el tiempo que usted demora en pagarlas.

En cambio, esto es lo que debe saber para mejorar su puntaje crediticio.

2. Invierta en oro/bitcoin/plata

Muchos expertos podrían decirle que es un “activo refugio”, es decir, que son formas de inversión que no les afecta ciertos factores como, por ejemplo, la inflación. Y que invertir en oro puede ser muy útil especialmente para su pensión.

Sin embargo, esta es una concepción errónea, ya que estos activos se caracterizan por ser muy volátiles, es decir, que su precio puede subir o bajar de manera repentina.

Lo mejor que puede hacer, si en cuestiones de su jubilación se trata, es tener varias inversiones, algo que se conoce como “diversificación”. Esto es que haga una apuesta en acciones, pero también en bonos o en carteras colectivas. Los rendimientos pueden ser mucho mejores.

3. Compre un auto nuevo porque dura más

Le dirán “así no tiene que invertir en mantenimiento ni en comprar repuestos”. Pero tenga en cuenta que la mayor depreciación de un vehículo se da durante los primeros años de uso. Esta es una percepción que puede variar según su bolsillo y sus proyectos a futuro.

En ocasiones un usado, si no sigue las recomendaciones pertinentes puede darle un dolor de cabeza. Pero también un carro nuevo pude variar su precio dependiendo de otros factores.

FP le recomienda leer “¿Va a comprar carro este 2015?”.

4. Compre más cantidades, para ahorrar más

Un consejo especialmente de tías y madres quienes aseguran que entre más cantidad compre de un mismo producto más económico puede salirle. Para eso, pueden sugerirle tiendas de compras al por mayor pero, si usted no conoce sus hábitos hay un pequeño riesgo.

No es un consejo conveniente para todos los estilos de vida, ya que en ocasiones puede comprar más de lo que consume y, cuando se dé cuenta, tendrá que botar alimentos o productos por su vencimiento. Por otro lado, éste tip sólo es útil cuando usted conoce los precios, es decir, cuando sabe cuándo realmente comprar al por mayor es un verdadero descuento y no un truco comercial de los almacenes.

Le puede interesar “Ocho estrategias para que usted compre siempre lo más caro”.

5. Si no gana mucho, no necesita tener un presupuesto

Esto sucede cuando usted hasta ahora está empezando una vida laboral pero, un sinónimo de este consejo puede ser “para qué ordena sus finanzas si no gasta ni gana mucho”. ¡Peor aún! Es cuando más necesita empezar a desarrollar hábitos financieros y procurar empezar a crear un ahorro.

Debe ser responsable financieramente y empezar a determinar sus metas a futuro, especialmente en cuestiones de ahorro. El hecho de que gane poco no significa que no pueda ahorrar.

6. ¡Endéudate! Necesitas vida crediticia

¡Error! Cualquier capricho que usted pueda tener al comprar o adquirir algún bien o servicio no siempre debe ser mediante el uso del crédito. Si bien adquirir deudas le puede ayudar a construir su historia crediticia, ésta no depende de cuántas tenga. Menos aún, si se tratan de aquellas que lo pueden dejar “apretado”.

Esto hace también una referencia a los créditos y préstamos directos que se hacen (no con tarjeta de crédito, necesariamente) que pueden tener unas tasas altas y, cuando se tratan de pequeñas compras, pueden ser innecesarios.

7. Tener un aumento, implica mejorar el nivel de vida

Puede tener un cierto nivel de verdad, pero no por ello significa que si su sueldo incrementa en 50%, sus gastos también lo hagan en la misma proporción. Un consejo distinto que pueden darle al respecto es: “ignore que lo han ascendido o que tiene un mejor salario y, en cambio, guarde esa diferencia como una forma de ahorro”.

Esto le puede ayudar a crear mejores hábitos y a proyectarse a futuro con otro tipo de planes como la compra de una casa, un carro, estudios en el exterior o, por qué no, un viaje.

8. Pague sólo la cuota que le corresponde del crédito

Si usted se dedicara únicamente a cancelar la cuota que le sale en su extracto, en vez de pagarla completa de una vez o hacer mayores aportes, no está mejorando su historia crediticia. Y aunque efectivamente termina siendo “una buena paga”, no indica que sea una persona que reconoce lo que es una deuda, ni el interés que ésta maneja.

Lo ideal es que pueda pagar siempre todo en una sola factura o en una sola cuota, lo que siempre le da espacio a que no le cobren intereses y genere un mejor reporte crediticio.

9. Pague sus cuentas sin mirar las facturas

Este es, más que un consejo, un hábito común que se tiende a repetir. Ya sea porque se haga el respectivo pago en cajeros, bancos o por internet, siempre debe revisar el registro de lo que le están cobrando, sea porque la tarifa es siempre la misma cada mes o porque cambia. Eso no importa.

Usted debe tener conocimiento de cuánto está pagando de intereses, de servicios, de cuotas de administración, entre otros factores que muchas veces pueden pasar desapercibidos pero no tienen razón para ser costos que deban estarlos cobrando.

Quizás le interese leer también "¿Tiene 25 o más? Esto es lo que debería haber logrado".

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.