Los 5 costos que puede evadir, pero sigue pagando

Aunque usted esté en el campo financiero, probablemente comete errores a la hora de hacer ciertas compras o ciertos pagos, ¿quiere conocer cuáles puede evadir?

Los 5 costos que puede evadir, pero sigue pagando Los 5 costos que puede evadir, pero sigue pagando
Cuando usted prepara su presupuesto para la semana o para el mes, por lo general, ya tiene presente todo tipo de gastos, deudas y pagos que tiene que realizar como parte de sus responsabilidades financieras.

Esto le permite también establecer prioridades porque hay créditos de los que tiene que salir rápido, pero la idea también es poder ahorrar y pensar en esas cosas que quiere comprar, adquirir o vivir a futuro y que solo puede lograr haciendo esos pequeños esfuerzos de “apretarse el cinturón”.

Entonces, en el día a día, el dinero se convierte en un factor vital que le permite a las personas hacer todo tipo de transacciones que requieran sea por necesidad o por comodidad. Pero también sucede que existen algunos pagos que usted los sigue haciendo, a pesar de que pueda evitarlos y, no lo sabe.

Por eso, FinanzasPersonales le muestra una lista de esos productos o servicios que usted puede evadir sus pagos, según The Street y Wisebread:

1. Con los productos o servicios: cuando surge una necesidad y vemos la importancia de adquirir un producto o servicio que llegue de forma mensual, lo hacemos y aceptamos el cargo que pueda llegar a tener pero, en la mayoría de casos, sucede que estos recursos se dejan de usar. No obstante, siguen generándole un impacto a su bolsillo.

Así, evalúe todo aquello por lo que está pagando: desde servicios de música en su celular, hasta afiliaciones a servicios que nunca ha usado, como también suscripciones a revistas o a televisión paga.

2. Con los bancos: hay tarifas como las comisiones, las cuotas de manejo o las tarifas por retiros de cajeros automáticos; que usted se puede evitar, ¿cómo? La mayoría de entidades financieras ofrecen distintos beneficios para sus clientes y les pueden otorgar ciertas exenciones con el fin de que permanezcan en esa entidad. Entonces, si usted es de los que aún los paga, considere si realmente vale la pena seguir dando ese dinero.

Lea también “Cinco productos y servicios en los que nunca, nunca, debe pagar con su tarjeta de crédito”.


3. Con los pagos: su mala memoria puede convertirse en su peor enemiga porque, cuando no recuerde hacer los pagos en la fecha que son y tenía el dinero para haberlos hecho, las consecuencias son bastante costosas: cobro de tasas de interés y de mora

4. Con las compras: como colombianos, tenemos una costumbre muy típica: la de pedir “rebaja” o “la ñapa”. Esto también va de la mano con el hecho de que usted puede darse cuenta si el precio que le están ofreciendo es o no el correcto (al comparar con otras marcas o simplemente por las referencias que usted pueda llegar a tener). Entonces, procure ahorrarse algunos pesos cuando se trate de compras en la calle o en tiendas informales.

5. Con las multas: Quizás por el afán o porque “quería evitar la fatiga”, decidió dejar su carro en un lugar del que no tenía conocimiento si era el adecuado o no para parquear. A pesar de eso, decidió hacerlo y, cuando salió, se dio cuenta que su vehículo ya no estaba ahí. Este tipo de situaciones pueden ser bastante comunes, no solo en temas de carros sino al cometer infracciones que le acarreen una multa que, por lo general, no es nada económica.

Le recomendamos leer “Conozca nuevas multas código de policía”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.