Los costos escondidos de una cuenta de ahorros

Aunque se trata de un instrumento bastante útil a la hora de tener disponibilidad del dinero y de que la empresa para la que trabaja o sus clientes le consignen, si usted no se fija bien en las condiciones, puede que esté perdiendo dinero innecesariamente.

Los costos escondidos de una cuenta de ahorros Los costos escondidos de una cuenta de ahorros
Las cuentas de ahorro constituyen uno de los mecanismos más usados por los colombianos para ingresar al sistema financiero. De acuerdo con el “Estudio de Demanda para Analizar la Inclusión Financiera en Colombia”, elaborado por la Superfinanciera y Banca de las Oportunidades, el 40% de las personas naturales en Colombia tiene una cuenta de ahorros personal o de nómina.

A veces por obligación, otras por interés personal, muchas de estas personas cuentan con este mecanismo para tener su dinero disponible cuando lo precisen. Pero lastimosamente, de acuerdo con la misma encuesta, el 36% no tuvo la oportunidad de escoger la entidad financiera (ya que el empleador o el gobierno la escogieron) así como el 18% que no consideró ninguna otra opción al momento de elegir la entidad.

Esto genera graves consecuencias para el bolsillo de las personas, porque a veces no son conscientes de los productos que adquieren, sus condiciones o las tarifas que manejan. Entonces, pueden existir costos “ocultos” o escondidos, que más porque tengan esa característica, es porque la mayoría de personas desconocen que existen.

1. Tasas de interés

Esto se refiere a que el dinero que usted deja en su cuenta cuánto le puede rentar, es decir, el simple hecho de que usted tenga dinero ahí, debería generarle unas ganancias. No obstante, actualmente, las tasas que manejan la mayoría de bancos en estas cuentas de ahorro son bastante bajas, por lo que dejar “el dinero quieto” por mucho tiempo ahí y en grandes cantidades, hace que usted pierda oportunidades mejores que le rentarían más.

Entonces, si usted es de quienes deja su dinero en su cuenta, por mucho tiempo, está perdiendo plata. Si su interés es ahorrar y tener una rentabilidad, deberá buscar entidades que le ofrezcan una tasa de, al menos 2%, para que el dinero mantenga su valor en el tiempo en línea con la inflación.

¿Cómo saber qué tasa tiene? Por lo general, los extractos bancarios de su cuenta le ofrecen este tipo de información pero, de no ser así, puede consultarla llamando a un asesor. Actualmente esa tasa suele estar desde el 1%.

FP le sugiere leer “Tips para escoger dónde abrir una cuenta de ahorros”.


2. Descuentos por transacciones

Ya sea por retiros de cajeros automáticos o por la consulta de su saldo, son gastos que usted puede evitar a toda costa. La gran mayoría de entidades financieras pueden ofrecerle esos “plus” adicionales de no hacerle cobros en este tipo de transacciones, porque es una forma de retener a sus clientes.

Lo que sucede es que hay bancos que tienen estrategias de liquidez (disponibilidad del dinero) distintas, entonces, suelen hacer distintos cobros dependiendo del cliente, según explica BankRate. Entonces, si usted es de quienes usan bastante estas opciones, puede considerar empezar a buscar una nueva entidad que lo libere de esos cobros.


3. Cuotas de administración

El negocio de los bancos está en la administración del dinero de las personas por lo que muchos de ellos tienen unas tarifas establecidas que pueden cobrar de forma anual de su cuenta de ahorros. En esto, tiene que ser muy precavido, pues se trata de una cifra que suele estar en la letra menuda de los contratos que usted firma una vez adquiere cualquier producto financiero.

Siendo así, la recomendación de WiseBread es que sea consciente de esos cobros, que hable con su entidad financiera y confirme de cuánto puede llegar a ser la tarifa que le van a cobrar. Y, dado el caso, confirme con otras entidades si le ofrecen tarifas más económicas.


4. Opciones por internet

Hoy en día el uso de internet ha facilitado una gran variedad de transacciones financieras que le evitan ir a las oficinas y hacer una tramitología que le quitan tiempo y también dinero. Entonces, aquellas entidades que no le faciliten los medios para que pueda aprovechar internet, de cierta forma, está generándole altos costos.

Por ejemplo, verifique las aplicaciones móviles, la posibilidad de hacer transferencias o la disponibilidad de encontrar oficinas o cajeros. Estos son ventajas que no todos los bancos brindan, pero que pueden ahorrarle bastante. Pero a la vez, tenga en cuenta que le pueden hacer unos cobros adicionales en ciertas transacciones.

5. Nivel de seguridad

¿Qué tantas opciones le brinda su entidad financiera para proteger su información y su dinero? Una de las formas que muy pocas personas son conscientes es el hecho de cómo una entidad financiera puede llegar a ayudarlo en caso de ser víctima de falsificación de identidad o de robo. Verifique los mecanismos así como la rapidez en la que pueden llegar a darle solución cuando haga una denuncia de este tipo.

Incluso, muchas entidades también ofrecen seguros de este tipo, que pueden ahorrarle dolores de cabeza si se llega a presentar una situación de estas.

Lea también “Los errores de los colombianos cuando piensan en ahorro o inversión”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.