Deje de perder dinero y empiece por hacer esto

Una de las grandes dificultades para el bienestar económico de las personas es que por más que quieran, no ahorran y al contrario se endeudan más.

123RF/Kaspars Grinvalds 123RF/Kaspars Grinvalds

Lea esto con tranquilidad porque lo último que queremos es parecer unos abuelitos que lo regañan por sus hábitos. Al contrario, sabemos que es difícil con tantos gastos, como alimentación, servicios, facturas, transporte, tarjetas, entre otros rubros, y por eso, pese a que hay intenciones de ahorrar, es difícil lograr la meta.

Tranquilo que no es el único, aunque esto suene como al dicho de ‘mal de muchos, consuelo de tontos’. En un análisis que hizo la cooperativa financiera Confiar para averiguar por qué los colombianos no ahorran en el largo plazo, a 1.800 personas entre los 18 y 70 años, en Antioquia, Bogotá, Cauca y el eje cafetero entre otros, se encontró que el 63% prefiere ahorrar a 12 meses y el 84% de los entrevistados dijeron que estaban ahorrando actualmente.

Siga leyendo: Ocho preguntas para saber cómo está su salud financiera

La encuesta fue aplicada en personas entre los estratos 1 y 5, y entre los 18 y los 70 años en promedio. Según las respuestas de la base social encuestada, la principal motivación para realizar un ahorro programado es estar preparado para el futuro (tranquilidad) información que se resalta en las subregiones Urabá (33%), Pereira (32%), Oriente (31%), Medellín (29%), Capital (32%) y Boyacá (32%); seguido de la cultura del ahorro donde se destacan el Suroeste (33%), Oriente (33%) y Boyacá (30%).

En general, la rentabilidad no es el primer atributo que tienen en cuenta a la hora de realizar un ahorro programado; de ahí la importancia de aprender “a vender el ahorro, no a comprarlo”, en otras palabras la esencia de ahorrar con paciencia y gastar con parsimonia.

De las 1.517 que ahorran, el 63% prefiere ahorrar a 12 meses, seguido de un 19% a 6 meses, lo que demuestra que los ciclos con los que se programan las personas no solo en el ahorro, sino en las actividades cotidianas que comúnmente son trimestrales, semestrales y anuales, relacionados con vacaciones, compras de regalos navideños y útiles escolares.

Según John Edwin Baena, líder de Investigaciones de la cooperativa financiera Confiar, existe una cultura de la inmediatez tal vez no generalizada para todos los públicos, “pero según los resultados obtenidos las personas tienden a programar sus metas cada vez en ciclos más cortos, en algunos casos por incertidumbre o por temor a que sus objetivos sean aplazados”.

Lo que debe hacer para dejar de perder dinero

El editor Tim Herrera, de la redacción de The New York Times da el consejo para poner orden a la vida financiera y dejar de perder dinero: empiece un presupuesto. Y agrega que tanto las dietas como los presupuestos se parecen en una cosa: la que es mejor de todas es aquella a la que usted se pueda aferrar.

Así que si usted sufre porque intenta con diferentes métodos hacer un presupuesto y todo lo que practica no funciona, a lo mejor no hay algo malo con usted. Simplemente, son maneras que no se ajustan a su personalidad. “No hay nada de malo en hacer y mantener un presupuesto al tiempo en que usted hace seguimiento a sus gastos y los compara contra sus ingresos, para tener la contabilidad de cada dólar que se se gasta”, dice Herrera.

Le contamos: Estos 7 ‘autoengaños’ harán que usted ahorre más dinero

Y en Estados Unidos, como en Colombia, hay una gran parte de población que no elabora su presupuesto. El 40% de los norteamericanos utiliza un presupuesto y aquellos que lo hacen, reportan un beneficio enorme. Al presupuestar, se puede detectar cuáles son esas fugas de los ingresos, como por ejemplo, los gastos hormiga diarios que tiene y que están drenando su cuenta de banco.

Incluso si usted necesita crear un presupuesto o si necesita refrescar el que tiene, el método más simple para conseguirlo es escribir de arriba a abajo cada gasto que haya tenido en determinado mes, entonces los debe separar en dos categorías: los gastos fijos: cosas que usted debe pagar (como el arriendo, las cuentas y los préstamos con el banco) y los gastos discrecionales, que son los que usted puede controlar: como la alimentación, el entretenimiento, los costos del carro y el vestuario.

Desde ahí tendrá muchas rutas para empezar, pero una que se recomienda con frecuencia es mantener un promedio de gasto que esté en la regla del 50-30-20, que consiste en un 50% del ingreso debería destinarse al pago de gastos fijos, el 20% dirigirlo a un ahorro de largo plazo, (como pensiones o el ahorro para pago de impuestos) y el resto para los gastos discrecionales.

Si usted conoce otro método de ahorro, cuéntenos cuál es el suyo. Si quiere intentar algunos que tenemos recomendados en Finanzas Personales le sugerimos algunos que pueden funcionar.

Las 11 apps que le ayudarán en el manejo de sus finanzas personales

No los puede dejar pasar: cursos gratuitos para convertirse experto en finanzas

Plantillas en excel para llevar el control de gastos e ingresos

Un método que le ayudará a ahorrar más de lo esperado

Este método de Harvard le servirá para salir de deudas

FP recomienda: Con estos consejos, usted ahorrará sí o sí en este año

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.