La estrategia correcta para lograr el empleo correcto

por Sandra Liliana Miranda

Quedar sin empleo o buscarlo por primera vez no es sencillo. Lo invitamos a pensar por unos momentos en los pasos y tareas básicas que debería seguir antes de lanzarse nuevamente al ruedo en el mercado laboral.

La estrategia correcta para lograr el empleo correcto La estrategia correcta para lograr el empleo correcto

Antes de empezar a aplicar a diversos cargos, producto de su preocupación y afán, le recomendamos darse un tiempo para pensar y diseñar su estrategia de búsqueda, para que un buen proceso lo lleve a un buen resultado.

Bien sea que haya sido despedido, que haya renunciado o que simplemente sea recién egresado de algún programa y esté buscando empleo por primera vez, debería empezar por realizar y/o actualizar su hoja de vida.

Ésta debe ser concisa, clara, relevante en los aspectos que lo diferencian de otros candidatos, que resalten sus cualidades académicas y profesionales y que den las señales de mercado correctas a los empleadores potenciales, más no al contrario.

Se trata de poner las cosas adecuadas en el lenguaje adecuado, quitar lo que no es significativo e incluir lo que sí es importante para la empresa. Así, es clave empezar por el perfil profesional y personalizarlo para cada empresa o cargo al que desee aplicar.

En otras palabras, no tenga una hoja de vida genérica, sino una para cada tipo de sector, cargo o empresa con la que desee vincularse. Hacer varias hojas de vida no le quitará mucho tiempo y si reducirá el riesgo, de ser excluido de un proceso de selección porque vean que su perfil  no está acorde con ciertas convocatorias.

Lea “Tácticas para que su hoja de vida realmente llame la atención”.

Todos tenemos, por lo general, experiencia en varias áreas o hemos realizado diferentes estudios. Entonces, si por ejemplo, usted hizo hace varios años una especialización en el área de la salud y está aplicando a un empleo en el sector financiero, incluir esta información en su hoja de vida lo descartará inmediatamente porque no está acorde con la naturaleza de la empresa, a quien no le interesa en absoluto su formación en un área diferente o podrá concluir que está desenfocado en sus conocimientos e intereses.

El truco

El paso siguiente consiste en revisar sus contactos y elaborar una base de datos en donde consulte o confirme en dónde se encuentra, qué cargos ocupan y consigne sus datos de contacto. Cuando hablamos de contactos, nos referimos tanto a sus antiguos jefes, como compañeros de trabajo, colegas de la universidad, miembros de asociaciones de egresados y amigos personales.

No le dé pena llamarlos y comentarles su interés por vincularse nuevamente a cierto sector y enviarles su hoja de vida. Así no esté en sus manos colaborarle, ya sabrán de su objetivo y posiblemente le darán información cuando algo concreto resulte o lo podrán recomendar para procesos laborales que lleguen a sus manos. Entrevístese con ellos, invítelos a un café o simplemente llámelos o envíeles un correo.

El solo hecho de salir y conversar con antiguos amigos o compañeros de trabajo, lo hará sentirse mejor, además la búsqueda de trabajo será de manera activa y no solo aplicando a ofertas por internet o portales de empleo.

La lista de deseos

Haga una lista de los trabajos que ha tenido, de sus errores en ellos, de lo que no quisiera volver a repetir y también (esto aplica para quienes están buscando empleo por primera vez), de lo que quiere encontrar en su primer o próximo empleo: el sector que le interesa, las empresas en las que quisiera trabajar, el rango salarial que desea, el tipo de jefe que quisiera tener, las funciones y objetivos en que siente que está preparado y que desea asumir, y en general el tipo de vida que quiere tener en su trabajo.

Quizás le interese “Los 9 errores de lenguaje corporal que arruinan una entrevista”.

Es seguro que de todos sus deseos no se cumpla el 100%, pero listarlos ayudará a que su búsqueda esté más enfocada y seguro verá que el resultado será mucho mejor, al encontrar un trabajo en el que no solo reciba un salario, sino mejores reconocimientos, satisfacción y se sienta a gusto y feliz; así su productividad también será más alta. Por esto, antes de salir a buscar empleo de nuevo, tómese unos días para diseñar la mejor estrategia y que lo lleve al mejor resultado.

Sandra Liliana Miranda Forero

Magíster en Economía y Economista Universidad Javeriana

Profesora Departamento de Economía, Universidad Javeriana

sandra.miranda@javeriana.edu.co.

En Twitter: @salimifo

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.