Comprar inmueble en diciembre ¿es recomendable?

por Maria Mónica Piñeros Díaz

¿Será una buena ‘jugada’ hacerlo antes de 2017, si aprueban la reforma tributaria?¿El mercado es más accesible por esta época? Son las dudas que vienen a la mente de cualquier comprador de vivienda.

123RF 123RF

Se acerca la navidad y el fin de año, época en la que mientras muchos comienzan a comprar regalos, algunos otros están buscando comprar algún tipo de inmueble. ¿Es esta la mejor época para hacerlo? ¿O mejor esperar al 2017?

La decisión de adquirir alguna propiedad en esta temporada es un tema que es bueno tener en consideración. Si bien cada caso es diferente, es importante reflexionar sobre factores como: la ciudad donde se va a comprar, la oferta y demanda que hay en la época, la disponibilidad de tiempo del comprador y de los propietarios o vendedores y temas tributarios.

¿Dónde va a comprar?

Lo primero que se debe mirar a la hora de adquirir un inmueble en esta época es la ciudad donde se va a comprar. En navidad, y en especial en los días anteriores a año nuevo, hay ciudades que tienden a desocuparse y otras, por el contrario, pasan a ser el sitio predilecto de turistas y visitantes, por ser destinos perfectos para celebrar el fin de año.

FP recomienda: El dólar más caro invita a comprar vivienda

Si el sitio donde quiere comprar es comparable a Bogotá, donde el tráfico desaparece y son pocos los que quedan en la ciudad, seguramente sea una buena época para buscar y visitar unos cuantos inmuebles. Inclusive, la demanda del servicio notarial disminuye, por lo que el “papeleo” y los trámites en caso de compra pueden ser más rápidos.

A pesar de esto, se debe recordar que muchos propietarios o vendedores están de vacaciones, así que conseguir visitas para conocer un inmueble podría resultar más difícil. Aun así, hay propietarios que están disponibles para atender clientes todo el año, o inmobiliarias que ofrecen sus servicios sin importar las vacaciones.

Por otro lado, si la compra se hará en ciudades como Cartagena, Santa Marta, Cali, entre otras favoritas de los turistas en esta temporada, probablemente el ánimo de los propietarios o vendedores no sea el de vender sino el de celebrar y descansar. No obstante, esto no se traduce en que no haya quienes ofrezcan sus inmuebles. Siempre se encontrarán personas interesadas y dedicadas a vender.

Siga leyendo: Las cinco cosas que debe saber antes de comprar vivienda

Oferta y demanda

Si un vendedor ofrece su inmueble en esta época y está abierto a mostrarlo sin mayor restricción de fecha y horario, probablemente tenga como prioridad la venta de su propiedad. El poner su inmueble a la venta, en una temporada en la que la propiedad raíz suele estar en “modo espera”, puede ser una excelente señal para el comprador, sobre todo a la hora de negociar y llegar a un buen acuerdo. Un vendedor ansioso por vender seguramente estará abierto a la negociación.

Adicional a esto, se contará con la ventaja de que no muchas personas se encuentren buscando inmuebles para compra en esta temporada. Una baja en la demanda se traduce en la disminución de las ofertas que se reciban por un inmueble determinado, es decir, en menor competencia para quien quiere comprar.

La reforma tributaria

Mucho se ha hablado recientemente sobre el proyecto de ley de reforma tributaria que el gobierno nacional quiere implementar en el 2017. Si bien aún no hay certeza sobre lo que se aprobará, es importante tener en cuenta que algunos compradores de vivienda se podrían ver perjudicados el próximo año.

Uno de los puntos de la reforma plantea que la vivienda nueva que supere los $800 millones será gravada con un IVA del 5%. Si bien esto prende las alarmas de muchos posibles compradores, hay quienes creen que podrán librarse del impuesto por haber “pisado” el negocio (o haber firmado promesa de compraventa) antes de que acabe el 2016. No obstante, esto es incorrecto.

La propuesta de la reforma plantea que el IVA del inmueble se pagaría en el momento de la firma de la escritura, por lo que separar un apartamento en lo que queda del año no serviría de nada si la escrituración del inmueble a nombre del comprador queda para el 2017.

Por todo lo anterior, debe considerarse que los pros y los contras de comprar antes de que acabe el año dependerán del tiempo que se dedique y tenga disponible, así como de la situación económica del comprador y su capacidad para poder cubrir posibles costos extras en el 2017. Lo recomendable es programarse y buscar con tiempo o pedir colaboración de una agencia inmobiliaria, que podrá ayudar a ahorrar tiempo en la búsqueda, negociación y trámites para llegar a un feliz cierre.

También le puede interesar: Un impuesto que se puede ahorrar para su vivienda

Maria Mónica Piñeros D.

Asesora Inmobiliaria

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.