Los tipos de seguros que harán su viaje más tranquilo

por Unidad De Análisis Del Mercado Financiero- U.Nacional

Al viajar no solo debe pensar en el destino, también en cómo se va a proteger en caso que ocurra un imprevisto en un sitio que usted no conoce y que, además, no tiene personas a quién acudir.

123RF 123RF

Siendo parte de un mundo globalizado, en el cual se genera una movilidad constante con grandes masas de migrantes, es totalmente común que las personas se hayan familiarizado con la idea de viajar, especialmente cuando se piensa en tomar unas relajantes vacaciones en el extranjero.

Antes de aventurarnos a salir del país, existen muchos factores que hay que tener en cuenta a la hora de planear nuestro viaje, tales como: la tasa de cambio que rige entre las divisas de ambos países, los costos de la estadía, la situación política y de seguridad del país, y prever posibles riesgos que pueden llegar a afectar nuestra estadía. Este último punto, nos remite a pensar en riesgos inherentes a la vida cotidiana, y que por ello debemos estar siempre resguardados de estos; ya sean riesgos respecto a la integridad de nuestra salud, accidentes de tránsito, inconvenientes laborales, pérdida de bienes o incluso de muerte.

En el mercado existen los denominados “seguros”, un producto financiero ofertado por distintos tipos de empresas conocidas como “entidades aseguradoras”. Los seguros se definen como un medio de cobertura al traspasar los riesgos del asegurado al asegurador, que se encargará de pagar una indemnización total o parcial en caso de siniestro, o de prestar un servicio al tomador, dependiendo del tipo de seguro que se adquiera.

Le tenemos: Bitcoin y tulipanes Ante una nueva burbuja especulativa

Todas las entidades que oferten este tipo de productos deben registrarse ante la Superintendencia Financiera de Colombia para su correcta regulación, incluso aquellas extranjeras que quieran operar dentro del territorio, primero es necesario que se inscriban por medio de una filial a la Superintendencia.

Tipos de seguros

Son distintas las coberturas que puede llegar a ofrecer un seguro, dependiendo de los intereses y las necesidades del comprador. Los tipos de seguros de viajes que se pueden encontrar en el mercado son:

  • De asistencia médica
  • De enfermedades preexistentes
  • Cobertura de equipaje ante posible pérdida
  • Cobertura de dispositivos móviles
  • Repatriación sanitaria, en caso de enfermedad y el usuario necesite ser regresado a su país
  • Daños a terceros
  • Cancelación o interrupción del vuelo
  • Cobertura en caso de que el tomador del seguro sea una persona en estado de embarazo
  • Asesoramiento jurídico

El caso de la salud o enfermedad es un caso especial, ya que puede ser un seguro que efectúa una indemnización o caso diferente ofrece prestación de servicios (asistencia).

Siga leyendo: Va de viaje a Venezuela Esto tiene que saber para manejar su dinero

Especificaciones de los seguros para viajes

Además del tipo de cubrimientos que nos da el seguro, también es importante tener claro cuánto tiempo deseamos o requerimos ser beneficiarios. Este tipo de seguros pueden variar dependiendo del viajero, pueden ser durante la duración del viaje solamente, en caso de que la salida del país sea por vacaciones; también existen los que tienen un periodo de aseguramiento constante durante, por ejemplo, un año, en caso de que el solicitante sea viajero regular por cuestiones de trabajo o estudios.

Para el caso de este artículo, los viajes de estancia cortas, es decir, aquellos que no superen un mes, es bueno tener claro cuándo se debe realmente adquirir un seguro, donde se puede comprar y cuanto aproximadamente nos puede costar.

Tesoro escondido en el plástico

Algo que muchas personas desconocen, pero que es de gran importancia, son los seguros integrados que tienen las tarjetas de crédito, que pueden ser de vida, accidentes, de viajes, entre otros. Es por esto por lo que aquellos que posean este plástico, no requieran necesariamente adquirir un seguro.

En el caso de los seguros para viajes, para que se pueda hacer efectivo el contrato muchas veces las empresas y franquicias exigen un viaje con tiempo estimado no mayor 90 días y que el boleto de abordar haya sido comprado con la misma tarjeta; estas tarjetas pueden llegar a cubrir hasta $35.000 dólares.

Otro lugar que debemos analizar para evitar llenarnos de seguros sin requerirlos, es ver si el seguro cotidiano en el que nos encontramos cotizando puede cubrirnos aun estando fuera del país. Existen varias entidades nacionales aliadas con aseguradoras internacionales con amplio alcance que pueden proveernos el servicio en nuestro país de destino; de esta forma evitamos gastos mayores e innecesarios, cosa que intentamos evitar desde un principio.

Dónde podemos asegurarnos

Se pueden adquirir en cualquier momento, aunque se debe tener en cuenta que gran parte de estas aseguradoras exigen un tiempo mínimo entre la compra del boleto de viaje y la solicitud del seguro de viaje para que acepten la formalización del contrato sin ningún problema; de excederse este lapso, puede que se exija una prima (pago) adicional para contar con el seguro.

Precios de los seguros

Es preciso mencionar esta importante característica sobre los seguros, ya que en base a los precios es que se decide si se compra o no un producto, pero también será de gran utilidad para terminar de convencer al lector sobre la importancia de adquirirlos. Obviamente el precio de un seguro depende del país de destino (por cuestión de precio de divisas y mayor/menor costo de vida) y del tiempo de estadía planeado. Un seguro para una persona con destino a Sudamérica y una estancia de no más de 30 días tendrá un precio que oscila entre los $200.000 y $300.000; y en cambio para esa misma persona, si desea cambiar el destino a regiones como Europa el costo estaría en el rango de los $300.000 a $500.000.

A primera vista, el valor del seguro en sí puede llegar a hacer que nos desanimemos de la idea de adquirir uno, pero si nos fijamos ahora en las coberturas económicas que estos nos brindan, notaremos que el gasto es realmente pequeño; por ejemplo, un seguro con cubrimiento en Europa puede tener un monto máximo de indemnización de hasta 100 millones de pesos; para ese caso en particular, estaríamos ahorrando hasta el 95% del costo original.

A fin de cuentas, viajar cubierto respecto a contratiempos nos garantizará una mayor tranquilidad en nuestro viaje para realizar las actividades que tengamos pendientes; puede que en un primer momento nos parezca un gasto extra que no es necesario, pero la realidad es totalmente opuesta, dado que nos pueden ahorrar dinero y/o tiempo.

William Rangel

Renta Variable

UAMF-UNAL

@ FceUamf

FP recomienda: Su viaje deseado de la mano de las apps

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.