10 cosas por las que pagamos innecesariamente

por Julieth Fierro

¿Le cuesta ahorrar porque al final del mes no entiende a dónde fue su dinero? Es hora de que ponga en práctica algunas de estas soluciones y así terminar con algo más de dinero para emergencias u otras cosas que necesite.

(Getty Images) (Getty Images)

Ahorrar es difícil y más aún cuando no tenemos la conciencia de que estamos gastando en algo que es gratuito, nos enseñan desde pequeños a comprar y gastar en cosas en las cuales no es necesario hacerlo y mucho menos hoy en día. Aunque suene a disco rayado el ahorro es una práctica necesaria para todas las personas y con estas ideas, por lo menos podrá guardar dinero suficiente para darse algunos gustos en su vida, pagar algún gasto que no tenía planeado o salir de una emergencia.

Para empezar podría revisar qué gastos tiene a diario que podrían resultarle gratis, y que por falta de información, tiempo o actitud, prefiere pagar. A continuación, le presentamos 10 cosas gratuitas en las que le encanta gastar su dinero, a las cuales si quiere mejorar sus finanzas personales tendrá que ponerle cuidado y a la mayor brevedad posible eliminarlas, o buscar una alternativa mucho más económica.

Le interesa: Trucos de emergencia para que empiece a ahorrar

  1. Retiros bancarios

(Getty Images)

Dependiendo de su tipo de cuenta, y del banco, este le cobrará una comisión cada vez que retire dinero de un cajero o de una sucursal física. Según ellos, cuando retira dinero esto implica unos costes logísticos que usted, como dueño de la cuenta, debe cubrir.

Para evitar este tipo de costos, que poco a poco van desangrando su cuenta bancaria sin que se dé cuenta, puede pagar con su tarjeta. Hoy en día existen muchos establecimientos de comercio que reciben su tarjeta como forma de pago (por no decir que la mayoría). Adicionalmente existen beneficios como ahorros tributarios, descuentos y concursos diseñados por los bancos para incentivar este medio de pago.

Solución: En vez de pagar en efectivo, puedes pagar con tarjeta.

  1. Agua embotellada

(Getty Images)

Está pagando por un recurso al que tenemos acceso gratuitamente y de mejor calidad. El agua que tiene en el grifo de su cocina es mucho más limpia que el agua embotellada que compra en el supermercado. No solo es cuestión de calidad y precio, también se trata del consumismo y la contaminación que estas botellas plásticas generan en el ambiente ya que tardan años en degradarse.

Solución: Puede comprar un termo, llenarlo de agua en su apartamento, oficina o universidad y tenerlo en la nevera. No solo estará fría, sino que será gratis y de mejor calidad.

  1. Gimnasio

(Getty Images)

Hacer ejercicio en casa es una manera fácil de mantenerse en forma y evitar el gimnasio, así mismo la cuota mensual por membresía.

  1. Fotocopias e impresiones

(Getty Images)

Si este es su caso, que debe imprimir cosas y sacar fotocopias (esperamos que sean cada vez menos lo que tengan que hacer esto), piense cuánto dinero está gastando en cada fotocopia e impresión que hace. Puede pensar que esto no es mucho dinero, pero si es de los que está en la universidad y su día a día consiste en sacar fotocopias, documentos e impresiones de trabajos para entregar, entenderá que está pagando varias impresoras en un lapso de dos o tres años.

Solución: Pregúntese si realmente necesita imprimir. Tiene otras alternativas antes de imprimir o sacar una fotocopia: puede leer en su tablet, en su computador, enviar un trabajo digitalmente, entre otras alternativas más ecológicas. Si definitivamente debe imprimir, y lo hace en repetidas ocasiones durante el mes, considere la posibilidad de comprar una impresora de bajo costo. Termina siendo una mejor inversión para su bolsillo.

  1. Memorias externas o dispositivos usb

(Getty Images)

No solo se trata de comodidad y utilidad, una memoria externa, o USB en su defecto, es algo que puede perderse, que no es flexible en cuestiones de almacenamiento y peor aún, que si no la tiene a la mano, no tiene acceso a su contenido. Encima de todo le toca pagar por ella.

Solución: Tiene alternativas a la mano como Dropbox o Google Drive, que no solo son gratuitas, sino que le ofrecen una variedad de funciones y características que una memoria externa jamás le va a brindar.

Le tenemos: ¿Para qué sirve ahorrar en familia y cómo hacerlo?

  1. Pagar tarde su tarjeta de crédito

(Getty Images)

Primero que todo debe aprender cómo usar una tarjeta de crédito, ya que pagar tarde es uno de esos errores garrafales que debería evitar cometer. Las tasas de interés que cobra una tarjeta de crédito son caras de por sí; es más, se podría decir que son unas de las más caras del mercado.

Ahora, pagar una tasa de interés en mora es veneno para su bolsillo. Si a esto le suma que lo difiere a más de 2 cuotas, terminará pagando varias veces lo que haya comprado. El único beneficio de una tarjeta de crédito es su sistema de millas, y tenerla a la mano cuando tenga una emergencia, de resto es veneno para sus finanzas personales.

Solución: Pague todo a una cuota, no compre cosas para las cuales no tiene el dinero, y utilice sabiamente las millas que acumula. Este es su único beneficio.

  1. Comprar música

(Getty Images)

Esto no quiere decir que no apoyemos a los artistas y su trabajo musical que requiere tanto esfuerzo. Esto tampoco implica que tenga que bajar música ilegal, o convertir los videos de Youtube en MP3.

Solución: Hoy en día existen alternativas legales que le permiten gozar de buena música, y en cierta medida gratuita, tales como Deezer y Spotify. Si bien su mejor versión es paga, el modelo de streaming, el cual le da acceso a millones de canciones por un valor único mensual es mucho mejor que comprar canción por canción, o peor aún comprar un cd físico. Aunque respetamos a los fanáticos.

  1. Pagar por su lavandería

(Getty Images)

¿En serio tiene que pagar para que alguien lave su ropa? ¿Está pensando que no tiene tiempo para hacerlo usted mismo? Excusas…  Es un problema de administración, y no falta de tiempo. Cuando paga porque alguien lave su ropa, está corriendo el riesgo de que este la dañe, se manche o se pierda.

Solución: Utilice este servicio de lavandería para trajes y vestidos que no debe meter en su lavadora. Para el resto de ropa utilice su lavadora; saque un rato de su semana para dedicarse exclusivamente a esto.

  1. Gasolina

(Getty Images)

En lugar de gastar un montón de dinero en efectivo para la gasolina cada mes, busque medios alternativos y gratuitos (o baratos) de transporte. Dependiendo de la ubicación, el transporte público puede ser una opción viable, y en los meses más cálidos, los viajeros pueden montar en bicicleta para ir al trabajo - ya sea propia o una alquilada (más barato) a partir de un programa de bicicletas de autoservicio de la ciudad. O un compañero de trabajo que viva cerca de donde vive y comparta el viaje hacia y desde la oficina.

  1. Un teléfono fijo

(Getty Images)

Si tiene un teléfono celular, ¿realmente necesita un teléfono fijo, también? La mayoría de los planes móviles cubren llamadas de larga distancia y ofrecen minutos ilimitados. Y eliminar una línea de fax es una obviedad. En estos días, es fácil escanear documentos y enviarlos por correo electrónico, o enviarlos a una máquina de fax a través de Internet mediante un servicio gratuito como FaxZero.

FP le recomienda: 4 métodos para ahorrar de forma rápida y segura

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.