Las 9 mejores compras que puede hacer alguien a sus 20

Incluso, también a sus 30. Se trata de compras que valdrán la pena no sólo porque le permitirán tener una mejor calidad de vida, sino también porque representarán grandes inversiones a largo plazo.

Las 9 mejores compras que puede hacer alguien a sus 20 Las 9 mejores compras que puede hacer alguien a sus 20
Las décadas cuando se tiene entre 20 y 30 años suelen ser las que marcan las pautas importantes para una vida profesional y personal exitosa, en la que se establecen prioridades, se fortalecen cualidades, se identifican debilidades y, especialmente, se aprende a ganar, administrar y gastar el dinero.

Esto implica tomar decisiones adecuadas pero también cometer errores, que le enseñen a comprender el verdadero valor del dinero y las consecuencias que pueden tener, especialmente a futuro, aquellas decisiones que pueda tomar de forma irracional o emocional: una cosa es que pueda tener el tiempo suficiente para “recuperarse” económicamente, cuando cuenta con el apoyo de sus padres; pero otra, es no ser consciente de que es la edad para construir su futuro.

Además, esta es una de las etapas en las que más empieza a recibir consejos sobre el manejo de sus finanzas y cuando intenta satisfacer a todas las personas que lo aconsejan, al mismo tiempo, puede terminar cometiendo errores más graves. Así, viva su propio camino pero empiece a construir su patrimonio propio.

FP le sugiere no perderse "Todo lo que una persona de "veintialgo" debe saber sobre el dinero".

Esto se traduce en que hay compras que valdrán la pena y que le significarán avances y tranquilidad a futuro, como las siguientes que sugiere Business Insider, Bona y Millennial CFO:

1. Vivencias: ya en Finanzas Personales hemos hablado varias veces sobre la importancia de invertir dinero en experiencias mas no en objetos, por lo que mientras usted cuente con los recursos suficientes (o con el apoyo de su familia), viajar y estudiar siempre será la mejor inversión que pueda hacer, pues le permite abrir horizontes, tener una nueva mentalidad respecto a la vida, a las relaciones con los demás y al mundo laboral.

2. Sin deudas: cuando usted logra estar tranquilo y vivir el día a día sin tener la tensión o preocupación por tener deudas pendientes y saber que parte de su presupuesto no podrá disponer porque deberá hacer los pagos pendientes, es una sensación que nadie la cambia por nada. Así, dentro de sus posibilidades, busque liberarse de sus créditos estudiantiles o de vehículo lo más pronto posible. “Comprar” esa sensación de tranquilidad, no tiene precio.

3. Verse como profesional: dadas las oportunidades laborales que va a tener así como los encuentros sociales a los que deberá asistir mientras crece profesionalmente, su imagen es algo que debe cuidar bastante. Así, procure contar con una “pinta” o un traje adecuado para entrevistas y eventos que le permita mostrar una actitud profesional y acorde con su edad y sus intenciones. A eso, añádale también algunos objetos que sean coherentes con su nivel profesional como, por ejemplo, un maletín de colores oscuros y no el mismo que usaba cuando estaba en la universidad.

4. Buen colchón: el descanso y poder dormir con total comodidad es algo que no sólo le ayuda a su salud, sino también a su bienestar físico y mental. Las personas que duermen tranquilamente, sin interrupciones y en las condiciones adecuadas suelen ser mucho más productivas que aquellas que no. Así que hacer esta inversión, a esta edad, puede traducirse en un aumento de salario o un pronto ascenso.

Le sugerimos leer “Los peores errores que puede cometer cuando tiene “veintialgo””.

5. Inversiones o fondos: conocer las formas para hacer que “su dinero no se quede quieto” y le produzca más ganancias es algo invaluable cuando se es “veinteañero” o “treintañero”. Esto quiere decir en que vale la pena tomar cursos o capacitaciones para que pueda entender el funcionamiento de las distintas alternativas de inversión, comprender los riesgos y saber las ventajas o desventajas que puede tener cada uno de los sistemas que estudie.

6. Ejercicio: ya sea porque ha adquirido un programa que le ayuda a establecer rutinas o porque finalmente compró una mensualidad en un gimnasio, todo lo que tenga que ver con invertir en su salud, su cuerpo se lo agradecerá a futuro. Incluso, es un campo en el que también puede ahorrar bastante si saber utilizar herramientas tecnológicas gratuitas como los videos tutoriales en youtube o aprovechar las que ya tiene, como las actividades de ejercicio que puede hacer con su consola de juegos.

7. Libros y conocimientos: todo aquello que le permita definirse mejor personal y profesionalmente, siempre será bastante útil. Aunque puede que el hábito de la lectura es algo que se esté perdiendo en la generación de los Millenials, aquellos que aún la cultivan, pueden tener una gran ventaja sobre otros. Procure ser cuidadoso con su presupuesto en formación intelectual y profesional. Antes de tomar decisiones de este tipo evalúe su capacidad de endeudamiento y pregúntese si realmente puede valer la pena, especialmente, cuando se trate de programas de posgrado.

Le recomendamos leer “Ideas más inteligentes para hacer, en vez de una maestría”.

8. Utensilios: más si ya se ha independizado. Tener sus propios objetos no sólo lo ayudará a sentir una libertad financiera sino a saber que puede valerse por sí mismo sin depender de nadie. Contar con aquello que necesite para su aseo diario, para usar en la cocina y para hacer aseo le facilitará la vida y le brindará las herramientas básicas para comprender lo que significa vivir solo y por su propia cuenta.

9. Seguridad médica: porque una enfermedad puede presentarse en cualquier momento, contar con la posibilidad de que lo puedan atender en una entidad de salud siempre será una gran ventaja. Claro, el servicio puede variar dependiendo del plan que usted tenga, pero de todas formas de tener seguridad social, a no tenerla, le significará un gran ahorro en caso de que llegue a sufrir alguna enfermedad o accidente.

Quizás le interese también “Errores financieros que se comenten a los 30”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.