¡Revise! Estos meses pudo aumentar el costo de su tarjeta de crédito

De vez en cuando es necesario revisar su extracto y ver en cuánto cambió la tasa y la cuota que cobra su banco por utilización del 'dinero plástico'.

¡Revise! Estos meses pudo aumentar el costo de su tarjeta de crédito ¡Revise! Estos meses pudo aumentar el costo de su tarjeta de crédito
Una tarjeta débito y una tarjeta de crédito no son lo mismo. Se tratan de dos productos que le ofrecen en un banco pero que tienen distintas características: la de crédito, es un medio de pago que le permite hacer compras o pagar servicios aun cuando usted no cuente con el dinero en ese momento.

Esto hace que esos pagos se conviertan en deudas, porque son una especie de “préstamo” que debe pagar dependiendo del periodo de tiempo que usted elija (cantidad de cuotas) y de una tasa de interés que le ofrezcan los bancos.

En Colombia, a junio de 2016, había más de 14,3 millones de tarjetas de crédito vigentes, es decir, más de un millón de plásticos de diferencia frente a las tarjetas activas a diciembre de 2015, según cifras de la Superintendencia Financiera de Colombia (SFC). El saldo pendiente de cobro está en unos $24 billones, y las compras sumaron $4,1 billones en ese periodo. 

FP le recomienda leer “Ocho cosas que no sabe de su tarjeta de crédito”.

¿Cuándo necesita una tarjeta de crédito?

No hay características específicas que indiquen si es hora o no de tener una tarjeta de crédito. Sin embargo, recuerde que puede ser una buena forma para:

Iniciar su vida crediticia: es una de las formas más prácticas y sencillas que le permiten empezar a demostrarle a las entidades financieras que usted es "buena paga" y que es capaz de que le presten dinero, comprometiéndose a pagarlo a la fecha que corresponda.

Tener un “plan B” en caso de que tenga una urgencia económica: esta es la estrategia de muchas personas, contar con el plástico única y exclusivamente para ese momento en el que olvidaron la clave de la tarjeta débito y deben pagar una cuenta o que, durante el viaje a la Costa, usted y su familia se quedaron sin dinero porque no le consignaron cuando lo esperaba.

Aprovechar los descuentos en algunos establecimientos: la clave del buen uso de una tarjeta es mantenerla siempre "limpia", con compras que usted difiera a una sola cuota y que le permitan acumular puntos o millas, para aprovechar los beneficios de otras entidades.

Viajar a otros países: más aún cuando otras naciones han dejado de lado el uso del dinero en efectivo y tienen más mecanismos de compra electrónicos.

Le podría interesar leer “Diez cosas en las que nunca debería usar su tarjeta de crédito”.

Lo importante es que tenga siempre presente que una tarjeta de crédito es un dinero con el que no cuenta, es decir, una deuda que le va a salir más costosa del precio real por la que la compró, porque tiene una tasa de interés.

Requisitos

Esto puede depender de cada una de las entidades financieras pero, lo básico, es que si usted pide una tarjeta de crédito, es decir, si quiere endeudarse, debe demostrar que tiene formas para pagar esa deuda; por lo que uno de los requisitos básicos es llevar una certificación laboral o contar con los recursos suficientes que aseguren que usted va a pagar.

A esto también deberá sumarle los documentos básicos de identidad: una copia de su documento y un formulario en el que deberá informar sobre sus datos básicos, sus fuentes de ingreso y unas referencias. Lo demás, dependerá de cada entidad bancaria.

¿En qué banco solicitarla?

Son muchas las entidades que querrán ofrecerle una tarjeta de crédito, lo importante y que siempre debe tener presente es la tasa de interés que le ofrecen. Esto quiere decir que la compra que usted haga va a tener un “valor adicional” por ese préstamo que le hicieron.

Por ejemplo, usted va a hacer una compra por $1’000.000 y su tarjeta le ofrece una tasa de 28% efectivo anual, esto, mensual, se traduce en un aproximado de 2,33%. Entonces, su compra ya no le saldrá por $1’000.000 sino que, por los intereses, usted terminará pagando $1’083.114 aproximadamente.

¿Le interesa hacer estos cálculos? Consulte nuestra calculadora de tarjeta de crédito

Es por eso que debe fijarse que, entre más baja esa tasa de interés, menos tendrá que pagar. Así, de acuerdo con un informe de la Superfinanciera, a junio de 2016, los bancos que ofrecen las menores tasas del mercado son:

• Banco Agrario, 23,99%
• Banco AV Villas 27,2%
• Banco de Occidente 27,53%
• Banco Coopcentral 27,63%

Una vez tenga en cuenta la tasa, hay otros factores que debe tener presente: la cuota de manejo, que le pueden hacer un cobro mensual o un cobro cada tres meses (trimestral). En esto, los bancos con tarifas más bajas son:

• Banco Falabella, $13.900 mes vencido
• Banco Coomeva, $14.000 mes vencido
• Banco Coopcentral, $14.300 mes vencido
• Banco Agrario, $15.972 mes vencido

Lo último que debe tener presente es el cobro por avances con la tarjeta de crédito, según el mismo informe, están estos bancos:

ENTIDADES   \   TARIFAS

Avances

Oficina

Cajero de la entidad

Cajero de otra entidad

Internet

Valor del avance

Valor del avance

Valor del avance

Valor del avance

Bancos

Banco Agrario de Colombia S.A.

$ 0

$ 4.250

$ 4.250

 

Banco Caja Social S.A.

$ 6.550

$ 4.050

$ 4.500

$ 0

Banco Coomeva S.A.

$ 7.800

$ 5.000

$ 4.500

 

Banco Cooperativo Coopcentral

 

$ 4.500

$ 4.500

 

Banco Finandina S.A.

 

 

$ 4.200

 

Banco GNB Sudameris

$ 4.100

$ 4.100

$ 4.350

$ 0

Banco Pichincha S.A.

$ 10.000

$ 0

$ 4.300

 

Con esto y, dependiendo del uso que le vaya a dar a su tarjeta, puede escoger el banco que más le convenga. Si quiere ver el informe completo, puede acceder aquí.

FP le recomienda leer también “Cuánto le cuesta no pagar a tiempo su tarjeta de crédito”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.