Esto es lo que sucede cuando usted no paga una deuda

Uno de los errores es pensar que no hay diferencia entre pagar antes de la fecha de vencimiento o después de ella. Pero las consecuencias van mucho más allá de eso.

Ingimage Ingimage

Cada vez que alguien le dice que no tiene plata, suelen haber dos razones escondidas detrás de ello: una, que no hace un presupuesto o no tiene un buen manejo de él y otra, relacionada con la responsabilidad de tener que pagar deudas, ya sea porque las tenga “bajo control” o porque se vale de ellas para suplir ese dinero adicional que necesita porque está gastando más de lo que está ganando.

Para cualquiera de los dos casos el tema es que puede que no se le esté dando un manejo adecuado a la deuda, la cual no es “buena” o “mala” sino que corresponde a la administración adecuada que usted le da y cómo se plantea estrategias para salir de ella.

“Es muy fácil endeudarse, pero es una responsabilidad compartida. Por ejemplo, cuando una persona empieza a usar una tarjeta de crédito sin pensar en las consecuencias, empieza a no pagar el total. Lo que hace que empiecen los intereses moratorios, las llamadas y los bancos empiezan a ofrecer otras opciones para cubrir eso y empieza a haber una bola de nieve“, recuerda Claudia Chávez, asesora financiera de "Resuelve tu deuda".

El verdadero problema con las deudas es no pagarlas, lo cual no es ningún secreto. Pero las consecuencias que se esconden detrás de ello es lo realmente preocupante,  porque no sólo implica pagarle más al banco (tras de que le paga una tasa de interés de más del 28% anual, también tendrá que pagar intereses por mora por una tasa similar) sino que tiene unos efectos mucho más graves de lo que usted cree.

FP le recomienda “Guía práctica para salir rápido de una deuda”.

El experto abogado Juan Carlos Muñoz Montoya, experto en temas crediticios, señala que las consecuencias son mucho más impactantes que simplemente creer que sólo tiene que evadir a un banco y ya:

Por un lado, “enfrentará demandas con el consecuente embargo de todos sus bienes, cuentas corrientes y de ahorros: normalmente los bancos suelen embargar sólo inmuebles y vehículos. Pero si encuentran algo más valioso, lo embargarán, no lo dude, ya que los bienes del deudor son prenda general de sus obligaciones. OJO: no todos los bienes son embargables, así que tenga muy presente cuáles son los bienes inembargables”, señala Muñoz.

Ahora, tenga en cuenta también los efectos de ser reportados a las centrales de riesgo, como Datacrédito. Esto, lo que hace es señalar que usted no ha tenido un buen comportamiento de pago y, por lo tanto, le cerrará las puertas en los bancos. Hay que recordar “que por reglamentación, las personas quedan reportadas por el doble del tiempo que estuvieron en mora. Aun cuando paguen su deuda, seguirán reportados. El problema con esto es que no son sujetos de crédito, no les dan ni una línea telefónica, nada”, explica Chávez.

Así, la segunda grave consecuencia es la total imposibilidad de tener nuevos productos con alguna entidad financiera pues al hacerlo, esto queda reportado en su historia y los bancos entrarán a ver cómo cobrar el dinero que usted adeuda con esos nuevos productos. Esto, especialmente, si los montos superan los $29 millones, lo que dará vía libre a embargo.

Una tercera consecuencia está relacionada con la “imposibilidad de adquirir bienes a su nombre que sean sujetos a registro (como carros, casas, botes, aviones, y recientemente celulares) porque con estos bienes sus acreedores se enterarán mucho más rápido que los tiene, y no durarán en embargarlos”, agrega el abogado Muñoz.

Finalmente existen otros factores que están relacionados con las consecuencias para otros: por ejemplo, quienes le sirvieron de fiador o codeudor empezarán a ser buscados e, incluso, pueden llegar a embargar sus propiedades también. Además, si usted fallece, sus deudas pueden ser “heredables” en el sentido de que se descontarán en el patrimonio que deje como herencia.

¿Más conscientes?

Con este panorama y la situación económica que actualmente vive el país, también hay una muestra de cómo las personas empiezan a ser un poco más conscientes de su deuda. Por un lado, el nivel de endeudamiento sigue siendo similar al de años anteriores porque, según el Banco de la República, de cada $100 se destinan $22 a pagar deudas.

Además, para temporadas como esta de navidad y de acuerdo con una encuesta de Deloitte, “los colombianos cada vez son más conscientes de la necesidad de buscar precios bajos, y el ir físicamente a las tiendas por departamento, centros comerciales o supermercados, los cuales sigue siendo los canales preferidos para hacer las compras navideñas. Los medios sociales a través de internet, cada vez son más usados para búsqueda de descuentos y promociones pero aún no de compra. Afirmó Jorge Múnera socio líder de la industria de Consumo Masivo de Deloitte.

Lea también “¿Cuánto debería usar de mi salario para pagar las deudas?”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.