¿Cómo saber si le darán una tarjeta de crédito tradicional o de marca propia?

En promedio, cada tarjeta de crédito maneja un saldo por compras en el país de $240.000. Para que usted sepa qué tarjeta le van a dar le contamos qué están mirando los bancos y los almacenes de cadena.

123RF 123RF

Existen dos grandes grupos de tarjetas de crédito: las tradicionales o ‘normalitas’, que son las que por lo general entregan en los bancos y que terminan seduciéndolo a usted porque las aceptan en todos los establecimientos y manejan puntos por el uso que usted haga con ellas: compras y avances. También son una ventaja que sirven para las compras en el exterior, eso es importante si usted viaja mucho fuera del país o es un comprador de productos importados: elementos deportivos, tenis, televisores, videojuegos, celulares, etc.

En otro grupo están las tarjetas de crédito de marca propia o ‘retail’. Estas las ofrecen en los almacenes de cadena principalmente y son una ventaja para hacer compras en los supermercados y la cuenta salga más barata. También se están convirtiendo en una alternativa frecuente en los almacenes de ropa, artículos de marroquinería o en los comercios electrónicos.

¿Tiene a la mano una tarjeta? Revise si tiene el distintivo de un banco y este es un plástico ‘normal’. Por el contrario si maneja una de La14, Jumbo, Éxito, Codensa, Arturo Calle o Linio, son las de retail. Ahora, si no tiene ninguna de las dos, revise esta información porque le podemos estar dando algunas pistas de qué tipo de tarjeta puede recibir si considera que tener en su billetera o bolso este tipo de alternativa de pago es una oportunidad para adquirir artículos en promoción o pagar aquel celular que le gusta a cuotas.

Le tenemos: ¿Tiene 30 años? Esta sería la tarjeta de crédito más conveniente

Antes queremos que conozca algunas cifras. De acuerdo con estadísticas de la Superintendencia Financiera, en el país hay 14.918.235 tarjetas de crédito activas, con las que se realizaron 16.525.078 compras nacionales por un valor de $3,58 billones de pesos. Eso quiere decir que, en promedio, cada tarjeta tiene un saldo por compras locales de $240.535. La firma TransUnión, que monitorea y almacena la información del consumidor colombiano en una central de riesgo crediticio, elaboró un estudio del mercado de crédito de consumo colombiano (Industry Insights Report) y reportó que en el primer trimestre de 2018 hubo por primera vez un crecimiento en colocación de tarjetas de crédito, situación que no se presentaba desde el primer trimestre de 2017.

El año pasado fue de resultados preocupantes para la economía, ya que los colombianos temían por sus trabajos y redujeron sus consumos. Eso se llama una caída en la confianza del consumidor, que es una medida clave para la economía. Si las personas optan por disminuir las compras, los bancos se contraen para colocar créditos, aumentan los intereses y eso lo sienten las empresas, que se preocupan por las ventas o recortan gastos y comienzan a despedir trabajadores. El pesimismo es una clara señal de debilidad económica.

Sin embargo, hay evidencias de recuperación de la confianza y eso se está sintiendo en el consumo. El estudio encontró que tanto el acceso al crédito como los saldos totales continuaron creciendo, pero una desaceleración en el primero llevó a un menor crecimiento en el segundo para los principales productos de crédito.

De acuerdo con esta aparente desaceleración del crédito, los indicadores de morosidad alta por consumidor (90 días o más para tarjetas de crédito, 30 días o más para microcrédito y libranza y 60 días o más para todos los otros productos de crédito), continuaron aumentando para todas las líneas de negocio en los primeros tres meses de 2018 si se les compara con el mismo período del año anterior.

Siga leyendo: Las entidades financieras más caras y baratas, según la tarjeta de crédito

Sin embargo, este crecimiento anual en las tasas de morosidad se desaceleró para los principales productos de crédito, en comparación con los incrementos observados entre el primer trimestre de 2016 y el primer trimestre de 2017. “La desaceleración en los nuevos créditos para los principales productos durante el último año, no ha sido inesperada. El aumento en las tasas de morosidad determinó que muchas entidades manejaran el riesgo de su cartera limitando la originación de nuevas cuentas y transfiriendo una mayor participación de las originaciones, a los consumidores de menor riesgo”, dijo Virginia Olivella, Gerente Senior de Investigaciones Económicas para TransUnion Colombia.

¿Quiénes reciben tarjetas tradicionales o marca propia?

Si está pensando en ir a un banco a que le aprueben una tarjeta, le contamos qué debe tener en cuenta. De acuerdo a TransUnión, mientras que el crecimiento anual en el saldo total de tarjetas de crédito en Colombia se desaceleró durante el primer trimestre de 2018, se observaron señales positivas en la colocación de nuevos plásticos.

Las originaciones de tarjeta de crédito aumentaron 3,1% entre el primer trimestre de 2017 y el primer trimestre de 2018. Aunque este incremento fue menor al 18% observado entre el primer trimestre de 2016 y primer trimestre de 2017, marcó el primer trimestre de crecimiento frente a los últimos cuatro trimestres. A medida que la colocación de tarjetas de crédito creció en el primer trimestre, una mayor proporción de estas nuevas cuentas correspondió a consumidores de menor riesgo.

El estudio muestra que las mayores originaciones de nuevas tarjetas de crédito están aumentando año contra año para los consumidores de bajo riesgo (23%), riesgo medio-bajo (12%) y riesgo medio (1%). Mientras tanto, las originaciones para los segmentos de crédito más riesgosos – riesgo alto y riesgo medio-alto – evidenciaron caídas del 6% y 12% respectivamente.

Según este análisis, las tarjetas de crédito tradicionales están registrando más originaciones en los segmentos de bajo riesgo (con calificación mayor a 630 puntos en su historial crediticio) hasta superprime (con nota mayor a 890 puntos). Por situación sociodemográfica, las nuevas originaciones en tarjeta de crédito tradicional están en los consumidores entre 30 y 49 años (con un 48,5%), frente a un 37,6% de participación de los clientes que tienen entre 18 y 29 años en este segmento.

Eso puede deberse a que los bancos ven como usuarios con menos perfil de riesgo a los millennials más ‘veteranos’ (los de 30 a 33 años) y adultos (hasta 49 años) para entregarles tarjetas tradicionales. Se supone que en esta edad, son más estables en sus trabajos, tienen otros créditos, manejan buenos registros de pago y hay de todo tipo de ingresos económicos.

Por parte de las tarjetas ‘retail’, la distribución de las originaciones es más pareja, lo que muestra que los consumidores ‘jóvenes’ que no tienen tanta trayectoria porque están empezando su vida crediticia, son los clientes más opcionados para recibir este medio de pago. El análisis muestra que la participación de los que tienen 30 a 49 años está en 45,1% y los que tienen entre 18 y 29 años se hacen a un 40,4% del mercado de nuevas tarjetas ‘retail’.

“Esto muestra claramente que las entidades otorgantes de crédito están cambiando el enfoque de sus originaciones hacia los consumidores de bajo riesgo. A la luz del aumento consistente en las tasas de morosidad para todos los productos de crédito, las entidades de crédito están buscando administrar activamente el riesgo de su cartera. Esta es una de las razones por las que se observó la desaceleración generalizada en nuevas tarjetas de crédito durante el último año,” dijo Olivella.

FP recomienda: ¿Qué ocurre con sus productos financieros después que usted muere?



VIDEOS MÁS VISTOS

  • ¿Cómo vestirse para causar una impresión exitosa?

    close
  • ¿Qué debe vestir para obtener ese mejor puesto de trabajo o cerrar un negocio?

    close
  • Las tres cláusulas que no puede tener su seguro

    close
  • Las personas que viven más tiempo y son más felices hacen estas 6 cosas

    close
  • ¿Cómo detectar un billete o moneda falsos?

    close
MÁS VIDEOS

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.