Amigos en las buenas y… aun cuando no tengo tiempo

por Santiago Moreno

Con una vida tan ajetreada por el trabajo, el estudio y la familia, olvidamos a aquellas personas que también son importantes para nuestro éxito, los amigos. ¿Qué hacer para no perderlos?

Amigos en las buenas y… aun cuando no tengo tiempo Amigos en las buenas y… aun cuando no tengo tiempo

"¿Qué es un ‘mejor amigo‘?" Si le llegan a hacer esa pregunta muy seguramente usted pensará en alguien que lo acompaña a todos lados, aquel compañero de trabajo con el que comparte una jornada laboral de más de 8 horas o es esa persona que a pesar del transcurso de los años y de los diferentes cambios ha estado para escucharlo y apoyarlo en “las buenas y en las malas”.

Pero ahora, reflexione si realmente usted ha sido ese gran amigo que la otra persona también espera. No importa la cantidad de amigos que tenga o si hay unos más queridos que otros, la verdad es ¡qué viva la diversidad de personalidades! De esta manera, siempre tendrá el amigo que sabe de tecnología, el que sabe de asuntos financieros, el rumbero, el aventurero y el enamoradizo, entre muchos otros más.

FP le recomienda Los tipos de amigo que debe tener para ser millonario

Sin embargo, llega un punto de la vida en la que todos están en un proceso de crecimiento profesional y laboral, en el cual se toman caminos diferentes y es cuando se tiende a perder esa amistad que se había cultivado por varios años. La vida se vuelve una rutina agotadora que consiste en estar del trabajo a la casa y de la casa al trabajo.

Y sucede: "¿Dónde quedó mi vida social?" Es probablemente una de las preguntas que se ha hecho cuando ve que ahora solo se la pasa entre el trabajo y su familia, pero es importante que recuerde que no toda su existencia puede basarse en estos dos aspectos. ¿Qué pasa con la diversión, qué pasa con sus ‘hobbies’, dónde quedaron las épocas en las que disfrutaba de un café o una cerveza hablando por horas con sus amigos?

También le puede interesar: Una estrategia para crear un negocio con amigos o la familia

Como todo en la vida, se trata de mantener un equilibrio, un balance que le permita seguir en su ascenso laboral y profesional, sin tener que ser la persona “cuadriculada” que no comparte con sus amigos porque considera que el dinero y éxito se consiguen solo con trabajo. Y no, querido lector, a diferencia de lo que puede pensar, resulta que el cumplimiento de sus metas también puede depender de aquellos seres incondicionales que están apoyándolo y brindándole oportunidades. Así, ya que llegamos a esta reflexión, queremos ayudarlo para ser un buen amigo sin dejar de ser productivo.

  • Aproveche la tecnología

El que diga que se alejó de sus amigos porque están en ciudades o trabajos diferentes es una persona que no es consciente de la era en la que vive. Redes sociales hay muchas y todos conocemos las principales: Facebook, Twitter, Instagram o Snapchat y estas plataformas son interactivas, así que a falta de una llamada lo que puede hacer es enviar un chat o simplemente comentar algo agradable en las publicaciones de sus amigos, con eso demostrará que sigue interesado por lo que pasa en la vida de ellos.

  • Revise su calendario una y otra vez

No es anticuado, todo lo contrario, cada vez toma más importancia que tenga en cuenta las fechas especiales de sus seres queridos y no porque se lo recordó Facebook, sino porque usted marcó en su planeador ese día importante. Por otro lado, si definitivamente usted es muy “geek” y depende mucho de la tecnología, pues marque recordatorios en su celular o indique en el calendario de su correo electrónico que necesita recordar ese día en particular.

Lea también: ¿Sin trabajo? Sus amigos pueden ser la respuesta

  • La amabilidad no le quita nada

Uno de los consejos que da Fast Company son esos detalles que nacen de la nada, lo regalos sencillos, pues para el escritor Kelsey Wharton, "una carta escrita a mano, un postre o una chocolatina comprada en una panadería local es una buena manera de decir: ‘estoy pensando en ti’ y lo mejor es que no se necesita una gran cantidad de tiempo. Todo el mundo ama regalos, especialmente si se les da porque sí.

  • Conózcase a usted mismo

Saber tanto sus cualidades como sus defectos le ayudará a ser consciente de cuáles son los compromisos que puede asumir. La página Lifehack asegura que el conocimiento de sí mismo va más allá de la autocrítica, es ver cómo enfrentará lo negativo que puede encontrar en usted y de qué manera está afectando a sus seres queridos. Tenga en cuenta que todas sus relaciones y todos sus amigos tienen algo en común y es USTED.

  • La belleza de la gratitud

Qué bonito es que las personas reconozcan cuando alguien está haciendo cosas por usted, sin esperar nada material a cambio. Este es otro consejo que da Lifehack: nunca está de más dejar también unas palabras de agradecimiento en el acto. Va a encontrar que la mayoría de la gente no espera nada de lo que le dan a usted. Siempre de lo que pueda, incluyendo un ‘gracias‘. Además, la gratitud es una de las características que tienen en común las personas más felices y quienes logran sus metas financieras más fácilmente.

  • Sea selectivo

No todas las relaciones pueden durar a través de los años y no todos deberían hacerlo. Pero hay que tener en cuenta que a menudo nos inclinamos hacia las personas que acabamos de conocer, que en invertir tiempo en las amistades existentes, aquellas que han perdurado a pesar de las peleas y el paso del tiempo porque sin importar esos obstáculos están ahí. Lo mejor es invertir su tiempo y energía en las relaciones que ya sabemos que enriquecen su vida es el consejo que finalmente da Fast Company.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.