Ser feliz, ¿lo hace ahorrar más?

Se trata de un sentimiento que no sólo mejora su productividad en el trabajo, sus relaciones con los demás, sino también su calidad de vida. Pero, ¿será que tiene algo que ver también, con la administración del dinero?

Ser feliz, ¿lo hace ahorrar más? Ser feliz, ¿lo hace ahorrar más?

Muchas son las investigaciones que se han hecho sobre los efectos que tiene la felicidad y la tranquilidad en la vida de las personas: van desde la simple posibilidad de ser productivo en el trabajo (según un estudio de la Universidad de Warwick del Reino Unido, puede incrementarse hasta 12%) hasta de ayudarle a obtener mejores posiciones u ofertas laborales. Esto, añadiendo también los efectos en la vida personal: mejorar las relaciones con los demás, le ayuda a ser más sociable y más atractivo.

Pero quizás es poco lo que se ha hablado en relación con el dinero. Más porque también hay informes que señalan que el dinero sí puede comprar la felicidad y, de cierta forma, el obtener las cosas que se quieren pueden generar una sensación de satisfacción y realización personal que terminan influyendo en el nivel de felicidad de una persona.

Ahora, lo cierto, es que según un estudio publicado por el Wall Street Journal muestra cómo no necesariamente las personas que gastan más son más felices, especialmente porque aquellos que se endeudan, viven con la presión constante de tener que pagar, lo que no les genera ese sentimiento de alegría. Y eso es lo que las personas, realmente felices, reconocen.

FP le recomienda “Los 4 mitos sobre la felicidad que no debería creer”

Cuando la gente es feliz, ahorra más, gasta menos y es mucho más consciente de su futuro de un modo más realista, dado que reconocen cuáles son esos aspectos específicos que les genera la sensación y saben disfrutarlos al máximo.

Entre más gordo “el marranito”…

Otra encuesta fue la publicada por Ally Bank, que muestra cómo a veces las personas se preocupan es por ganar más en vez de ahorrar más, lo que no tiene una correlación con la felicidad. Lo importante –muestra- es que aquellos que destinan más dinero para sus fondos o sus cuentas bancarias, tienen un nivel de satisfacción mayor.

Entre las razones, los resultados del estudio muestran que contar con amplios recursos guardados hace que las personas tengan una mayor tranquilidad y capacidad de enfrentarse a lo desconocido, seguido de tener una “paz mental”, sentirse orgullosos de ese logro, una sensación de bienestar general y, finalmente, por la independencia.

En la encuesta también se hace la aclaración que aquellos que también tienen una buena relación con sus amigos y familiares, tienen una influencia mayor de felicidad.

Le recomendamos también “Los 8 sencillos tips para ser feliz en el trabajo” 

Cuánto vivirá

Otro de los aspectos curiosos del tema es la relación que existe entre la felicidad y la longevidad (lo que también tiene que ver con sus finanzas y las estimaciones que tiene que hacer con sus pensiones para lograr que le rindan el tiempo suficiente). Quizás uno de los mitos más comunes es que las personas que son más felices pueden llegar a vivir más.

Pero un reportaje publicado en Quartz señala todo lo contrario. La Universidad de Oxford hizo un seguimiento a las personas en un periodo de 10 años, en el que se comprobó que la infelicidad de las personas “no acortaba su vida”. Eso sí, ser ‘infeliz’ es distinto al estrés, que puede llegar a tener un efecto distinto en el funcionamiento del cuerpo y generar enfermedades, lo que es totalmente distinto.

Entonces, no se preocupe si es una persona que no encuentra la felicidad fácilmente o que suele tener constantemente episodios de depresión, no va a afectar en nada el tiempo que llegue a vivir. Eso sí, procure que sus ahorros en su pensión sean lo suficientemente altos como para mantener un estilo de vida igual o mejor al que tiene hoy, que éste sí será un factor decisivo para establecer la calidad de vida que tendrá “cuando llegue a  viejo”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.