¿Cómo vender y traspasar un carro, sin morir en el intento?

La mayoría de personas que adquieren un vehículo gracias a un crédito con un banco y luego deciden venderlo, tienen que atravesar por un particular proceso que no es conocido por muchos. Pero que se puede, se puede.

¿Cómo vender y traspasar un carro, sin morir en el intento? ¿Cómo vender y traspasar un carro, sin morir en el intento?

Laura es una chica que estaba teniendo éxito en su vida profesional, aún vivía con sus padres y tenía el deseo –como la gran mayoría de millennials- de explorar el mundo y viajar lo que más pudiera. Quizá fue por eso mismo que decidió comprar un carro a pesar de las quejas de su madre, que lo veía como un gasto y de que su padre le decía que no valía la pena.

Entonces, se dirigió a un concesionario y pensó comprar un vehículo usado, por temas de costos. Pero el vendedor le aconsejó que sería mejor uno nuevo por un par de millones más, con lo que evitaría invertir en reparaciones y tendría un modelo más completo. Y bueno, así se decidió, aplicó para un crédito y todo salió más pronto de lo que ella imaginó.

Entonces, estrenó un Chevrolet Spark, pagando cuotas mensuales de poco más de $370 mil por cinco años, con unos abonos semestrales. Pero con el paso del tiempo, Laura entendió que su carro no le estaba costando sólo $370 mil, sino también lo que tenía que gastar por gasolina, el cambio de aceite luego de los cinco mil kilómetros, el impuesto, el seguro todo riesgo, el SOAT, entre otros costos, que hacían que gastara casi $700 mil mensuales.

FP Recomienda que lea: Por esto es que debería vender su carro usado este 2016

“Decidí venderlo”

Con todo esto, Laura quedó un poco frustrada, porque se daba cuenta que mantener el carro le estaba saliendo más caro que recorrer su país, lo que intentaba hacer durante los fines de semana. Además, no le estaba sacando mayor provecho y ese mismo dinero podía emplearlo para viajar comprando tiquetes y pagando hospedaje. Así, decidió venderlo.

Pero Laura era una primípara en el tema. Lo primero y evidente, era encontrar compradores. Aunque pareciera fácil, determinar precio y condiciones no es algo que pueda hacerse de forma ‘genérica’ para todos, pues depende del kilometraje, accesorios y servicios adicionales que se quieran dar. Así, no se deje llevar siempre por la referencia “de la revista Motor”, porque no aplica siempre y, mucho menos, del avalúo comercial que sale en el impuesto.

Haga una revisión de los portales web y busque modelos similares al suyo. Compruebe con qué puede venderlo y qué cosas adicionales puede ofrecer a su posible comprador, así como un rango de negociación (siempre le van a pedir rebaja). Y si piensa que va a perderle dinero, lo más probable es que sí.

Cuando haya encontrado la oferta adecuada, deberá hacer un contrato de compraventa.

También le puede interesar: ¿Qué carro sale más barato comprar este 2016?

El dolor de cabeza

Cuando ya haya firmado el contrato de compraventa, deberá hacer el trámite de levantamiento de prenda, para que el banco libere el vehículo y el traspaso del mismo, al nuevo dueño.

  1. Hacer el pago en el banco correspondiente, confirmando el valor de la deuda a ese día, dado que varía dependiendo del día.
  2. Esperar que el pago ingrese y solicitar al banco el levantamiento de prenda. Para ello, dependiendo de la entidad, tendrá que llevar copia del recibo de pago, una de la tarjeta de propiedad, otra del SOAT vigente y una de su cédula. Aunque esto puede llegar a diferir dependiendo del banco, pero esto es lo básico. Esto puede demorar un par de días en salir.
  3. Una vez salga la carta de levantamiento de prenda, será hora de ir al SIM. Y llenarse de mucha paciencia. Aunque allí le pedirán documentos básicos, siempre es mejor llevar copia de:
    1. Tarjeta de propiedad
    2. Carta del banco
    3. Cédula de comprador
    4. Cédula de vendedor
    5. SOAT vigente
    6. Contrato de compraventa
    7. Del último pago de impuesto
    8. Certificado de que no tiene multas (a ese día)
  4. Cuando tenga todos estos documentos, deberá hacer fila, solicitar un formulario para hacer levantamiento de prenda y esperar a ser atendido o llevarlo previamente, descargado de la página web. Sólo permiten el ingreso de una persona (mejor el vendedor), pero lo conveniente es que tanto comprador como vendedor estén allí, “por si las moscas” falta algo.

Puede ser de su interés: ¿Cuánto tiempo endeudarse por comprar un carro?

Incluso, puede llenar el mismo formato para hacer levantamiento y traspaso de una vez (y ahorrarse tiempo y filas).

  1. Mientras llena el formulario, pida la toma de improntas, un registro de las placas del motor del vehículo. Esto se hace de forma gratuita en los parqueaderos del SIM, sólo busque la persona y ésta las tomará y pegará o en el contrato de compraventa o en la carta del levantamiento de prenda del banco.
  2. Cuando tenga las improntas, deberá regresar a la oficina, con el formulario lleno y pedir un turno. Eso sí, le advertimos que el formulario es el corazón del proceso, por lo que debe cuidarse de poner la información de forma adecuada, para lo que deberá tener a la mano los documentos que ya le dijimos. Tenga precaución especial con:
  • No salirse de las casillas.
  • Que todos los datos coincidan. Sea prevenido con los del carro: el número del chasis, motor, tipo de carrocería, etc.
  • Que las firmas sean las mismas que están en el contrato de compraventa.

Si llega a cometer alguno de esos errores, lo más probable es que la hora después que lo llamen para atenderlo, verificarán y le dirán que tiene que llenar de nuevo el formato bien. Por lo que perderá su turno, tendrá que volver a hacer fila y esperar, nuevamente, a ser atendido.

  1. Una vez sea su turno y tenga todo en orden, le dirán de cuánto es el monto a pagar correspondiente a los trámites, que puede hacerlo dentro del SIM, en efectivo o tarjeta. Tenga en cuenta que el levantamiento de prenda, la retefuente y el 50% (dependiendo de lo pactado) del trámite de traspaso, deberá pagarlo el vendedor, mientras al nuevo dueño sólo le corresponderá el otro 50% del traspaso.

En el ejemplo, el levantamiento de prenda tiene un costo de $91.100, el traspaso; de $119.500 y la retefuente, corresponde al 1% del valor comercial del vehículo, que es el que aparece en el último impuesto pagado.

  1. Si todo resulta bien, no tuvo errores y está todo al día, le entregarán el recibo de pago cancelado y en cinco días hábiles usted podrá pasar a recoger todos los nuevos papeles, siempre y cuando el traspaso se haya aprobado.

No deje de leer: Cómo pagar el impuesto del carro más barato

Recomendaciones finales

  • Vaya lo más temprano posible y entre semana, si puede hacer fila desde las 6:30, mucho mejor. El trámite podría demorarse sólo una hora.
  • Si todo sale bien y sigue nuestras recomendaciones, el trámite no debería tardarse más de dos o dos horas y media.
  • Si se le olvidó algún documento o cometió algún error, disponga de medio día para hacer todo.

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.