¡Y llegaron las novenas… DE BAJO PRESUPUESTO!

por Juan David Altamar

¡Y llegaron las novenas… DE BAJO PRESUPUESTO! ¡Y llegaron las novenas… DE BAJO PRESUPUESTO!

¿Qué cena vamos a ofrecer: aguardiente y lechona?, ¿cuántas personas invitaré?, ¿cuánto me va a costar esta novena?, empiezan a ser nuestros interrogantes a una semana de dar inicio a las tradicionales novenas de aguinaldos. Y es que no es para menos si nos ponemos a hacer cuentas de los gastos y compromisos que adquirimos en estos nueve días, cuando el regocijo y la unión justifican estos desembolsos.

 

Al son de los villancicos nuestras cuentas van aumentando y podríamos terminar en apuros si en el momento de ser anfitriones de nuestra novena no contamos con los recursos necesarios para ofrecer un delicioso plato navideño a quienes hemos invitado. ¡Pero tranquilicémonos! Sí es posible organizar una novena acorde a la capacidad financiera de nuestra familia, con el fin de no afectar la tradición pero tampoco afectar nuestro bolsillo.

 

Es muy importante que tengamos en cuenta las siguientes recomendaciones a la hora de organizar una novena de bajo presupuesto:

 

  1. Escoja su vivienda como escenario para rezar la novena. Evite incurrir en gastos de alquiler de lugares, en su casa encuentra el mejor ambiente para esta temporada.
  2. Reúna aquellas personas que son más importantes para usted. Trate de no hacer una lista eterna de invitados que eleven los costos de su novena, finalmente esta época es para disfrutar en familia.
  3. Elija el menú acorde al presupuesto que realizó. Aunque los tradicionales buñuelos y la natilla son una buena opción por su precio y tradición, usted puede realizar platos económicos y diferentes, que no necesariamente estén relacionados con lo que se consume en esta época. Evite gastos excesivos en alimentos y bebidas que sean costosos, muchas veces la creatividad y las cosas inesperadas causan un mayor impacto en nuestros invitados.
  4. Evite realizar gastos innecesarios como: compra de ropa y peluquería para usted y toda su familia. Recuerde que las novenas son una celebración religiosa tradicional en las cuales debe primar la devoción.  

Es importante que en su presupuesto de fin de año incluya las novenas. Así podrá tener más certeza de la cantidad de dinero con la que dispone para la cena navideña, regalos, vacaciones y demás objetivos familiares de fin de año. 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.