¿Cómo ascender sin ser amigo del jefe?

Si usted es de los que no le gusta alabar a su jefe y siente que por esto no se le han dado más oportunidades, tranquilo. Ascender siempre está ligado a sus méritos.

Un buen desempeño le dará un prestigio y solidez profesional que no aportan la amistad. Un buen desempeño le dará un prestigio y solidez profesional que no aportan la amistad.
Aunque muchos le aconsejen que lo mejor es hacerse aliado de su jefe, recuerde que en la mayoría de los casos la visibilidad interna y externa, la progresión de carrera y el liderazgo que le reportan una promoción profesional desaparecen si ésta ha sido por enchufe, aseguran los expertos consultados por Expansión.

Así que no se preocupe si es uno de los que mantiene una distancia con su superior, aún tiene muchas probabilidades de ascender, mientras siga los siguientes pasos:

Al mejor postor
Usted es el mejor embajador para vender su potencial. Javier Catalina, experto en recursos humanos, afirma que el profesional "debe ser capaz de transmitir a sus superiores y a su entorno que tiene capacidades y actitudes suficientes para desempeñar el puesto al que aspira".

Sin embargo, Marta Romo, socia directora de Be-Up en España, recuerda que esto no está bien visto en la cultura Latina: "Se toma como una falsa humildad. Hablar de tus fortalezas tiene que ver con lo que es real. Por lo cual hay que dejar a un lado el pudor y tratar de venderlo lo mejor posible".

Sea competente
Capacidades y actitudes. Si cuenta con estos valores puedes optar a un ascenso. Asegúrese de que es experto en su área, demuéstrelo y haga saber con hechos que está pendiente de la competencia: adelántese a los acontecimientos.

Comunique
Cultive tus dotes de comunicación, explique qué está haciendo y aprenda a convencer. "Si convences vences", apunta Catalina.

Siempre positivo
Contagie emociones positivas a su entorno. Romo recuerda que "esas pequeñas cosas son las que hacen sentir bien a un equipo de trabajo". Y añade que hay que tratar de evitar a los–asesinos de pasión– "capaces de dañar el inicio de una jornada laboral. Las emociones positivas son el pegamento de la memoria. Recuerdas mejor a una persona que te hace sentir bien".

Consiga un aliado
Localice a un mentor dentro de la organización que le ayude a conseguir sus objetivos de manera profesional. Alguien que pueda aplaudir los éxitos y criticar sus errores. De los fracasos también se aprende.

Quédese callado
Huya de los chismes. Si la organización saca una serie de vacantes y cree que está preparado, trabaje por ello. Convertir en un chisme sus intenciones puede volverse en su contra, por ejemplo.

Sea constante
Si pese a sus esfuerzos no consigue ascender, no desespere. Trate de mantener su rumbo y, sobre todo, no baje el nivel profesional. Quizá esta vez no era su momento. La autoconfianza y seguir cultivando sus fortalezas le ayudarán a lograrlo, dentro o fuera de su compañía.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.