Cinco opciones para salir rápido de su crédito del Icetex

Esta institución ha facilitado la vida de muchos colombianos cuando se trata de acceder a la educación superior. No obstante, dado que es un crédito, en ocasiones las cosas pueden tender a complicarse.

Cinco opciones para salir rápido de su crédito del Icetex Cinco opciones para salir rápido de su crédito del Icetex
Una vez se termina el bachillerato, la ilusión de muchos colombianos es poder continuar con sus estudios de educación superior para así adquirir conocimientos y desarrollar habilidades para obtener un título y aplicar a tener un trabajo formal, ya que hoy en día esto permite pensar, al menos, en una mejor calidad de vida en comparación con aquellos que no pueden estudiar.

Pero cuando se revisan los costos de cualquier institución educativa el ritmo cardiaco empieza a aumentar: pueden estar entre los $4 o $5 millones y llegar hasta los $20 millones por semestre, en una universidad acreditada y que sea más o menos reconocida pues actualmente el nombre de la institución también puede hacer grandes diferencias a la hora de encontrar trabajo.

FP le recomienda leer “Las mejores universidades para hacer un posgrado”.

Entonces, haciendo cálculos, se trata de una inversión realmente costosa y que muchas familias no pueden soportar. ¿Qué opciones quedan? La primera, desistir. Pero obviamente no debería ser la correcta. La segunda, endeudarse, aunque esto implique un largo tiempo. Y la tercera, considerar la opción de aplicar a una beca pero que, por lo general, están restringidas a ciertos estratos sociales y bajo ciertas condiciones; como el desempeño académico o los resultados del ICFES.

Así que la más popular, termina siendo la segunda opción: tomar un crédito. Y si bien para ello hay muchas opciones, el Icetex se convierte una de las alternativas más seguras y viables, gracias a las facilidades que otorga, dado que es una entidad del Estado.

Pero al fin y al cabo éste también termina siendo un crédito, que implica tasas de interés y un compromiso de pago permanente y que puede llegar a convertirse en un dolor de cabeza para muchos y de bolsillo para otros, al hacer el cálculo total de lo que se puede llegar a pagar.


¿Cómo funciona?


Se trata de una institución que ofrece financiamiento a través de recursos propios o de terceros y que, a su vez, necesita del pago de las personas a quienes ya les ha prestado, para poder seguir otorgando más créditos. Entonces, en la medida en que los estudiantes y ya profesionales cancelen sus obligaciones, más estudiantes podrán tener la opción de acceder a los créditos.

Además, cabe resaltar que a lo largo de la historia de más de 60 años del Icetex, las modalidades y condiciones han variado para los estudiantes. Por ejemplo, el crédito que tomó su papá puede ser totalmente distinto al que usted tomó y probablemente también será diferente al que tomarán sus hermanos menores.

Más aún porque cada vez se hacen avances en materia de educación y, como por ejemplo lo puede ver actualmente, ahora hay otros mecanismos e incentivos como el “Ser pilo paga”, que también funcionan de manera diferente.

Pero por lo general, el financiamiento que da esta institución depende de su estrato social (puede ser hasta del 100%, bajo ciertas condiciones). Los pagos tienen modalidades que varían: una de ellas es la opción de poder pagar mientras estudia (programa Tú Eliges) o la otra, pagar todo una vez finalizada la carrera, con un máximo de hasta 10 años para terminar de pagar (con un año de gracia); así como la diferencia entre las cuotas constantes o cuotas escalonadas.

FP le recomienda leer también “Ideas más inteligentes para hacer, en vez de una maestría”.


¿Qué hay que tener en cuenta?


Ya entendiendo lo anterior, puede darse cuenta que los créditos que el Icetex otorga no son iguales para todas las personas: entre los factores, se determina su estrato social, las condiciones familiares, el desempeño académico, el plazo que elija y el monto que pida financiar, entre otros.

Es por eso que cuando usted habla con otras personas que también tomaron un crédito y quizás ya lo pagaron, es porque tenían unas condiciones distintas a las que tiene usted, que aún no lo ha terminado de pagar. Entre las condiciones, debe tener en cuenta estas diferencias:

• En qué año lo sacó (por ejemplo, si fue antes del programa “Tú Eliges”).
• Puntaje del Sisbén
• Diferencia de costos de las universidades
• Estrato social
• Características del crédito

Esto explica por qué mientras para unas personas es más conveniente optar por esta entidad del Estado, para otros, les puede resultar mucho más económico solicitar créditos con otras entidades financieras.

Le puede interesar también “Top 5 de los países en los que puede estudiar y trabajar”.


Las soluciones

Luego de haber comprendido todo lo anterior, ya sabrá que las soluciones que aquí se plantean no serán iguales para todas las personas. Es por eso que aquí le explicamos cómo acceder a ellas y cuándo podría convenirle solicitar un crédito con otra entidad financiera.

• Gradúese

Hay una condonación de la deuda que se da por el simple hecho de que usted termine su carrera y se gradúe y consiste en condonar el 25% pero esto SOLO funciona para los estudiantes registrados en los niveles 1 o 2 del Sisbén versión II o en la versión III dentro de los puntos de corte establecidos por el Icetex. Incluso, si quien tomó el crédito fue beneficiario de una tasa del 0% de interés, ésta puede ser una gran alternativa para que el crédito le salga más económico.

En este punto pueden gozar de más beneficios aquellas personas que pertenecen a poblaciones indígenas o negritudes.

• Puntaje Alto en la prueba Saber Pro

Es uno de los principales incentivos para reforzar el desempeño académico de los estudiantes. Si en su prueba Saber Pro obtiene uno de los mejores puntajes, puede ser condonado hasta el 100% de toda su deuda con el Icetex. Esto, según la Ley 1547 de Julio de 2012 para estudiantes de pregrado, (con la calidad de estudiantes a partir de la vigencia de esta ley), pero SOLO funciona para personas de estratos socioeconómicos 1, 2 ó 3.

Lea también “Las diez peores universidades de Colombia 2015”.

• Abono a capital

Muchas veces cuando usted adquiere un crédito puede que no entienda cómo funciona el tema de los intereses y el capital y lo único que hace, es limitarse a hacer el pago mensual. Pero resulta que cuando usted hace esos pagos, lo que hace es pagar primero los intereses y luego sí, la plata que le prestaron. Es por esa razón que usted ve que aunque siga pagando y pagando, el monto se reduce muy poco al inicio. De hecho, así funcionan todos los créditos.

Nuevamente, esto, dependiendo de la modalidad que usted tenga. Entonces, lo que usted tiene que hacer es que si, por ejemplo, su cuota es de $200.000, páguela, pero acérquese también a la institución para hacer ABONOS A CAPITAL, es decir, que si a usted le prestaron $16 millones y esos $200.000 son de intereses, intente pagar un dinero extra mensual, por ejemplo, de $100.000, para que ya no sean $16 millones, sino $15.900.000.

Claro, puede resultar algo complicado, más si usted estudia y trabaja al mismo tiempo. Pero esto le puede ayudar a que el crédito total le salga más económico y lo pague en un menor tiempo del que tenía planeado. Y si no puede hacerlo de forma mensual, procure hacer estos abonos cuando pueda.

Para hacer esos pagos adicionales, debe primero consultar con el Icetex y pedir información de cómo hacerlo, ya que, con el recibo que le llega, no es posible realizarlo.

• Reevalúe las cuotas

Muchas veces usted se atiene a lo que le corresponda pagar mensualmente, pero si por X o Y motivo su situación se complica, tenga en cuenta que siempre podrá hablar con la entidad para establecer nuevas condiciones de pago. Por ejemplo, si usted está pagando una cuota constante en pesos significa que siempre va a pagar lo mismo. Pero si usted llega a conseguir un mejor empleo, lo ideal es que tenga la opción de pagar más, para salir más rápido de esa deuda.

Entonces, le podrá convenir mejor una “cuota escalonada”, que hace que sea mucho más alta, dependiendo de la evolución (incremento) de su salario. Recuerde, entre pague más; más rápido saldrá.

Otra característica que debe tener presente con respecto a sus cuotas, es la tasa de interés. Es algo que muchas personas creen que es fija, pero resulta que las tasas dependen de una cosa que se llama IPC que es algo que NO ES FIJO. Se trata de un indicador macroeconómico, que varía dependiendo, en parte, de cómo le va a la economía del país.

Es por eso que debería “comparar el valor de la cuota con su salario y así, calcular que porcentaje de la cuota representa del ingreso. Luego de eso, verifique si el crédito se viene pagando de manera correcta con este porcentaje. En caso negativo, significa que la cuota es muy alta”, según aconseja el profesor especialista en finanzas de la Universidad de Los Andes, Santiago Rodríguez.

Le recomendamos leer también “Nuevo crédito para estudiar que le presta el 100% sin codeudor”.

• Otro crédito

Si usted no cumple con las características para ser beneficiado con las anteriores propuestas que planteamos, considere que una opción mucho más viable para estudiar puede estar en otra entidad financiera. ¿Qué tiene que considerar? Primero que hay tasas de interés que le pueden ser mucho más favorables en otras entidades.

Nuevamente, recuerde que las tasas de interés del Icetex se fijan a partir del IPC y, dependiendo de sus condiciones económicas de Colombia, se le suman entre 8 y 10 puntos (o puede que quede solamente del IPC, si se trata de una persona con bajos recursos económicos –Sisbén- y puede acceder al beneficio de la tasa del 0%). Entonces, por ejemplo, si el IPC del 2014 fue de 3,66%, entonces, la tasa del Icetex puede estar entre 11,66% y 13,66% al año; lo que puede representar una tasa bastante alta.

Es por eso que el experto Rodríguez explica que es importante “averiguar la tasa de interés del crédito del Icetex y compararla con la tasa de interés de crédito de consumo. Así, debería tomar el crédito que tenga la menor de las dos”.

Por ejemplo, una mejor alternativa puede ser optar por un crédito en una cooperativa que, actualmente, ofrecen una tasa de interés que va desde el 14,52% efectivo anula y que se mantiene durante toda la vida del crédito. 

Esta opción puede resultarle mucho más útil a ciertas personas de estrato 3 y al resto de estratos 4 y 5 (si no cumplen con las anteriores 4 alternativas) que tienen créditos con el Icetex y que no pueden acceder a otros beneficios. Entonces, le podría convenir solicitar un crédito con otra entidad para pagar el que tiene con el Icetex y, luego, optar por esta opción más económica para mantenerlo el resto de su carrera.


Si quiere más tips para manejar mejor su dinero, invertir y gastar menos dinero, no olvide seguirnos en nuestras redes sociales Facebook y Twitter.




*Artículo desarrollado con información del Icetex y entrevista al quien fue el presidente de la Institución Fernando Rodríguez Carrizosa.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.