Lo que se requiere para ser un verdadero líder

No sólo por el hecho de destacarse o por la remuneración económica que pueda llegar a obtener por desarrollar esta cualidad; ser un líder es una característica que le servirá en cualquier contexto de su vida para alcanzar sus metas.

Lo que se requiere para ser un verdadero líder Lo que se requiere para ser un verdadero líder

Desde que estamos en el colegio suelen incentivarnos el desarrollo de habilidades de liderazgo que van desde el hecho de asumir pequeñas responsabilidades como reunir el dinero para hacer la celebración del día del maestro, hasta aquellas mucho más como ser el representante del curso o de grado. Esto lo que permite es que una persona se caracterice por tener la capacidad de tomar decisiones y de influir en las personas de forma positiva.

Así, cuando crecemos, es posible distinguir los roles que asume cada persona en su vida profesional y social, entre los que puede destacarse alguien por asumir un rol en el que ejerce un acompañamiento, toma iniciativas y procura un bien general; mientras que otros simplemente observan u obedecen. Pero, ¿qué tan importante es desarrollar esa habilidad de liderazgo?

No sólo se trata de quienes quieren emprender, sino también para aquellos que quieren tener éxito profesional siendo empleados. Según un foro de Quora, desarrollar habilidades de liderazgo le permite a una persona tener carisma, generar empatía y ser visionario, lo que le permitiría a cualquiera alcanzar el éxito en todos los proyectos que se proponga.

FP Recomienda: Aprenda a persuadir como Barack Obama

Entonces, si usted realmente quiere llegar a ser exitoso, tener ese reconocimiento y poder aportar su “granito de arena” desde su profesión para cambiar el mundo, el liderazgo es el camino por el que debe ir. Para ello, Harvard Business Review hizo una publicación con las características más importantes que debe tener alguien que quiera ser un verdadero líder, según un estudio basado en líderes mundiales, elaborado por el Dr. Sunnie Giles:

  1. Ética

“Combina dos de los tres atributos más valorados: "altos estándares éticos y morales" (67% seleccionó como uno de los más importantes) y "Comunicar claramente las expectativas" (56%)”, señala el estudio.

En sí, esta característica hace que la persona cree un ambiente seguro y de confianza, en el que hace del compromiso y la justicia los valores rectores, dejando claras unas reglas de juego; lo que hace que todas las personas se sientan conectadas y sepan por qué hacen lo que hacen.

Si esta característica no llegara a existir, el ambiente que se crea en el entorno es de inseguridad, miedo y falta de compromiso, llevando a que no se sigan los objetivos planteados. Para desarrollar esta habilidad es importante conectar con sus valores fundamentales: ¿por qué le gustaría ser recordado?

  1. Empoderamiento

Un líder debe dar una dirección clara, pero con el espacio suficiente para que sean las mismas personas quienes tomen la iniciativa de organizar su tiempo y trabajo, según sus capacidades, hacia esa dirección. Cuando una persona sabe delegar, debe reconocer en cada persona sus máximas habilidades y también darle las herramientas adecuadas para que ella se sienta segura y confiada en sí misma.

¿Los resultados? Una mayor productividad, proactividad y consecución de metas. En este punto lo importante es recordar el papel del error como una posibilidad de aprendizaje más n como una señal de fracaso, dado que unas consecuencias negativas impiden el crecimiento personal y profesional.

Además lea: Los típicos errores que todo jefe comete (y cómo evitarlos)

  1. Fomenta un sentido de conexión y pertenencia.

Según el estudio, “los líderes que "se comunican con frecuencia y abiertamente" (competencia #6) y "crean una sensación de tener éxito y fallar juntos como un todo" (#8) construyen una base sólida para la conexión”.

El ser humano, como ser social, siempre querrá sentirse parte de algo y hacer “clic” en un entorno en el que se sienta bien con los demás; lo que se termina reflejando en la productividad y el bienestar emocional. Entonces, cuando un líder hace sentir útil a una persona, le da un reconocimiento y le permite liberar su potencial; las metas se hacen más accesibles..

En esto, Harvard recomienda trucos tan sencillos como sonreír a la gente, llamar a las personas por su nombre y recordar sus intereses.

  1. Apertura a nuevas ideas y fomentar el aprendizaje

Requiere de ser flexible para cambiar de opinión, estar abierto a nuevas ideas y enfoques, así como también proporcionar seguridad para el ensayo y error. Un líder sabe que es un ser humano y sabe que trabaja con seres humanos, por lo que el error siempre tendrá cabida como una experiencia importante.

Pero si es de quienes va por el sentido contrario, el único efecto que conseguirá de parte de quienes le rodean es la generación de estrés y sentimientos de culpa. En esto, momentos como las discusiones o aquellos para resolver problemas, serán importantes para retener el juicio hasta que todos hayan hablado y tener en cuenta las ideas de todos.

  1. Promueve el crecimiento

Esto implica incentivar una formación continua y ayudar a generar un nuevo líder. Las consecuencias de que un líder tenga esta mentalidad: sentido de lealtad y gratitud. Esto implica tener una actitud de profesor, para transmitir el conocimiento no sólo a nivel profesional, sino también personal, con lo que se logra que las personas alrededor se sientan motivados a tener una actitud igual.

También le puede interesar: Las 10 señales de que usted tiene un buen jefe

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.