Consejos para tratar a sus compañeros cuando “están en sus días”

Muchos de los conflictos personales entre compañeros suceden por la forma como se comunican algunos: actitudes antipáticas y “malas caras”, generan siempre un mal ambiente. FP le dice cómo manejar estas situaciones.

Consejos para tratar a sus compañeros cuando “están en sus días” Consejos para tratar a sus compañeros cuando “están en sus días”
A cualquiera le puede suceder que se levanta con el pie izquierdo, o que su semana no ha sido la mejor o quizá tiene problemas en su casa. Pero muchas veces el ambiente laboral exige que este tipo de situaciones deba tratarse de forma ajena.

La experta Adriana Pulido, vicepresidente de Recursos de Humanos para la Zona Andina de Schneider Electric, explica que lo mejor que puede hacer una persona cuando experimenta este tipo de cambios es acudir a la inteligencia emocional.

Lo que debe hacer cuando nota algún cambio de humor en alguno de sus compañeros es “esperar a que mejore el estado de ánimo y ahí sí entablar la conversación, la discusión o la actividad que sea”, señaló Adriana.

Sin embargo, pueden presentarse ocasiones donde los comportamientos incómodos de la persona sean recurrentes y se convierta en una persona irritable e irritante. “Si es absolutamente necesario iniciar esta conversación o actividad ese preciso día, lo primero que debería hacerse es hablar del malestar y como uno puede colaborar para mejorarlo o simplemente escuchar y tratar que esta catarsis mejore el ambiente”, agregó la experta.

Lea Cómo lidiar con empleados problemáticos.

“Me miró mal”

El lenguaje corporal es una forma más que las personas tienen para expresar su inconformidad y mal genio, por lo que la comunicación de “doble vía” es una exigencia en el mundo laboral.

“Los seres humanos tenemos un alto nivel de interpretar a partir de nuestras propias asunciones situaciones que tal vez no están pasando, precisamente porque estamos en un mal día o estamos sensibles. Ante estas situaciones, lo mejor y único es hablar, preguntar, aclara, cerrar brechas de comunicación y dejar todas las situaciones lo más claras y transparentes posible, comunicarnos es la solución”.

¿Y si es usted el irritable?

¿Pero cómo acudir a la inteligencia emocional? “No es fácil, debemos partir del autoconocimiento y el nivel de aceptación de nuestro estado, a partir de ahí no afectar a otros en la práctica; si te conoces y conoces tus estados de ánimo en esos días, trata de manejarlos y administrarlos para el bienestar personal y de quienes te rodean, como, no entrando en situaciones difíciles o acaloradas, escuchando mucho”, señaló Adriana.

Así, la forma más adecuada es hacer un manejo de los sentimientos. “Para cada quien es fácil identificar que se encuentra en un mal día, pero para el entorno es absolutamente difícil identificar esto en otras persona. Insisto, debemos acudir a la inteligencia emocional, auto conocimiento y autoanálisis”.

Le aconsejamos: Siete conductas por las que sus compañeros de trabajo no lo quieren

Recomendaciones

Lo ideal es desarrollar una inteligencia emocional que permita conocerse, para poder conocer a los demás. Para esto es necesario recurrir “a la comunicación abierta, clara, objetiva y a tiempo. La comunicación es una herramienta tan poderosa que nos permite abrir y cerrar espacios igual de fácil lo uno que lo otro. Al final, conócete, comunícate, aprende a escuchar e identificar y ahí si poder actuar”, concluyó la experta Adriana Pulido.

Le puede interesar "Cómo tratar un colega holgazán".

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.