El dinero dejó de ser una excusa para no estudiar

Se ha dicho que las múltiples ofertas educativas que ha creado el mundo globalizado le permiten a cualquier persona empezar a estudiar y derrumbar barreras como la falta de dinero ¿será cierto?

El dinero dejó de ser una excusa para no estudiar El dinero dejó de ser una excusa para no estudiar
No estudiar por falta de recursos o de oportunidades dejó de ser una excusa para los estudiantes o personas, que desean iniciar su formación o consolidar sus conocimientos previos.

En el mundo, son múltiples las universidades e instituciones que ofrecen becas, descuentos o algún tipo de financiación con el propósito de colaborar en el desarrollo intelectual de los postulantes. Sin embargo, son pocos los que aprovechan estas circunstancias al no investigar o indagar las alternativas existentes sobre lo que anhelan aprender como parte de su preparación.

Más fácil y efectivo

Los avances tecnológicos y la evolución de Internet, ha contribuido a que la búsqueda de información sobre ofertas académicas sea más fácil, rápida y efectiva en comparación con años anteriores, en los que era obligatorio el traslado hasta el centro de interés para obtener las respuestas que se requerían.

Ahora, basta con dar un clic y los datos están al alcance de todos. No es necesario tener equipos propios ya que existen lugares donde se puede acceder a Internet de forma gratuita, de acuerdo a la zona en la que se encuentre el solicitante.

El modo de llegar a los candidatos potenciales son las páginas web que las instituciones diseñan para presentar sus distintas propuestas, donde los estudiantes encuentran programas de acuerdo a sus preferencias y nivel académico.

Se debe profundizar en cada una de las opciones que los centros brindan y observar las alternativas de financiación que garanticen el tiempo de cursado. “Querer es poder” debe ser el lema al momento de aspirar a un título.

Mirar las empresas

Otro factor al tomar la decisión de estudiar está relacionado con aquellas empresas que fomentan el desarrollo académico de sus empleados, otorgando el pago total o parcial de cursos, carreras o posgrados, en diferentes centros de capacitación, con los cuales se establecen convenios, brindándoles la opción de avanzar en su aprendizaje.

De este modo, no se hace indispensable contar con todos los recursos económicos, es suficiente tener la voluntad y las ganas de hacerlo, teniendo como objetivo la preparación que, a futuro, abrirá puertas en el campo laboral.

Lo que buscan

La Gerente de Contenidos de Educaedu, Keli Campos, manifiesta que las consultas que los aspirantes realizan a través del directorio de educación, están enfocadas en un alto porcentaje a las formas de pago, modos de financiación y becas, que las universidades o instituciones, técnicas o tecnológicas poseen, en programas específicos.

“Todos los días, alumnos de todo el mundo envían consultas y solicitan información acerca de las características del curso de su preferencia, de los precios y la manera en la que se puede realizar su pago. Esto nos permite evaluar el interés de búsqueda y ser un puente de comunicación entre los centros y las personas que desean adquirir los conocimientos en un área determinada”.

Según la experta América Latina se ha convertido en una plaza de gran importancia para los estudiantes de la región y de otros continentes, así lo demuestran más de 1.800.000 consultas realizadas durante 2012 dentro de las que se incluyen las relacionadas con becas, valores y tarifas de los programas de formación.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.