Rotación entre áreas, una técnica de éxito

Grandes empresas como Unilever y Procter & Gamble han utilizado este método con gran éxito. ¿Cómo aplicar esta dinámica en su empresa? Aquí le mostramos cómo empezar.

Con esta técnica, el trabajador adquiere mayor capacidad para resolver problemas, crear nuevos proyectos y tomar el liderazgo cuando sea necesario. Con esta técnica, el trabajador adquiere mayor capacidad para resolver problemas, crear nuevos proyectos y tomar el liderazgo cuando sea necesario.
Tener un panorama completo de lo que se realiza en la empresa y tener conocimiento en varios oficios crean una mejor capacitación de los empleados de una empresa. La idea es que usted pueda tener empleados que se encuentren capacitados para asumir varios roles y no sólo tener varios especialistas de cierta área en conjunto, pues con la ampliación de su conocimiento, el trabajador adquiere mayor capacidad para resolver problemas, crear nuevos proyectos y tomar el liderazgo cuando sea necesario.

A continuación, los consejos con los que puede empezar a aplicar esta técnica:

Transmita las ventajas:
No se trata de implementar una estrategia de buenas a primeras. La idea de intercambiar a los empleados es que estos puedan abrir sus mentes a nuevos conocimientos y aporten nuevas ideas, por lo cual es importante que el trabajador conozca las ventajas para él y para la compañía que genera este programa. Recuérdele que la interconexión de los procesos y personas genera gran sinergia, que de seguro les llevará al éxito. Exíjales a los directores de cada área que pase mucho tiempo con el ‘nuevo empleado’ para que pueda captar el mensaje y proceso adecuadamente.

Plazos medianos:

Si bien es cierto que para tener expertos en un área este debe permanecer en el lugar de trabajo un tiempo considerable, esta técnica permite rangos más cortos, ya que debe recordar que aunque lo que se quiere lograr es que todos los empleados conozcan cómo se trabaja en cada área, cada persona tiene años de trabajo y estudio detrás y siempre es bueno que regrese al punto para el que fue contratado, a menos que tenga un desempeño extraordinario en otra área diferente. Pruebe periodos desde tres a seis meses, dependiendo de los cargos.

Apueste por similares:

Aunque cada trabajo es diferente, recuerde que existen habilidades en cada cargo, que en muchas ocasiones, por más que se quiera no puede ser reemplazado porque sí. Así que trate de generar la rotación entre empleados con responsabilidades y talentos similares.

Nuevas ideas:
El propósito final de todo este proceso es mejorar la productividad. Incentive en los empleados dentro de la técnica que generen ideas a cada área nueva que lleguen. Recuerde que grandes inventos y procesos se han generado de la unificación de ideas distantes de los procesos regulares de la sección o producto. Utilice premios, de ser posible.

Los más jóvenes:
Quienes son más chicos en edad y en tiempo de trabajo en la empresa, regularmente estarán más abiertos a este tipo de procedimientos. Por lo cual empiece con ellos, ya que será más fácil insertarlos en este proceso.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.