Las lecciones de liderazgo que deja Lego

Trabajar en un proyecto es como armar un modelo, por lo que construir con fichas de juego algo, no dista mucho de ser parte de una empresa. Conozca las lecciones que de niños aplicábamos y que funcionan aún en el ámbito laboral.

Lego proporciona una imagen de lo que será su proyecto final, y siempre resulta impresionante, al ver la imagen de lo que se puede construir con solo un puñado de piezas. Lego proporciona una imagen de lo que será su proyecto final, y siempre resulta impresionante, al ver la imagen de lo que se puede construir con solo un puñado de piezas.
Quien haya jugado Lego, sabe que existes maneras y vías claras para poder construir el modelo que se compró. Bueno, estas maneras hoy en día no son tan ajenas como se podría pensar. Todo el mundo las practica, desde las empresas más pequeñas hasta las más grandes sin darse cuenta.

Familiarícese con las lecciones que Lego le deja en torno al liderazgo, según Forbes:

1. Visualice el éxito: Lego proporciona una imagen de lo que será su proyecto final, y siempre resulta impresionante, al ver la imagen de lo que se puede construir con solo un puñado de piezas, solo si decide aceptar el desafío y comprar la caja. Lo mismo ocurre con los ejecutivos que empiezan a diseñar sus ambiciosas estrategias, las cuales requieren mucho tiempo para lograr los resultados previstos. La imagen final es la que hace que las personas se enamoren de la idea y eso es lo que les motiva para gastar su tiempo en lograr que encajen todas las piezas, para que sea una realidad. ¡Comparta su visión final!

2. Hay piezas intercambiables:
No siempre encajan todas las piezas como se encuentra diseñado en el plan inicial, ahí es cuando hay que recurrir a las piezas de repuesto, el ingenio, para encontrar lo que necesitamos. Cuántas veces ha escuchado "Eso no va a funcionar..." o "Ya hemos probado con todo". Estas excusas en ocasiones que evitan que vuelva a caer en los mismos errores, pero sirven de experiencia e ingenio para esquivar los obstáculos y asegurarle que la estrategia sigue el camino del objetivo marcado.

3. ¿Siga las instrucciones?: Tener un manual con instrucciones, siempre es de gran ayuda, pero hay casos en los que simplemente no puede echar mano de ellas porque no están hechos para adaptarse a cada caso particular. Con Lego las probabilidades de que salga algo mal al seguir las instrucciones son nulas, pero puede pasar. Y cuando esto sucede, es importante buscar fórmulas para alcanzar el éxito. En las empresas sí que se corren verdaderos riesgos, pero el verdadero riesgo es el de no innovar y seguir las reglas como todos los demás. Así que actúe bajo las instrucciones, pero no se cohiba por ellas, es clave para liderar y estimular a los que experimentan, aprenden y construyen.

4. Es más divertido trabajar en equipo: Trabajar solo es genial, pero compartir la experiencia es más divertido. Es más fácil repartir 100 horas de trabajo que acumular usted solo las 100 horas, se cruzan diferentes perspectivas y experiencias que hacen el trabajo más dinámico. Se juntan diferentes puntos fuertes y cualidades que permiten ir más lejos y más rápido.

5. Al final todo depende de la imaginación: Antes había pocas piezas de Lego personalizadas, podía encontrar una rueda o un parabrisas. Hoy en día hay un sinfín de piezas para montajes específicos. En muchas ocasiones, se termina la construcción del modelo y al ponerla a funcionar se derrumba. No hay que desanimarse, es la motivación perfecta para mejorar, crecer y hacerlo a su manera. Al final todo se reduce a la imaginación del constructor.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.