¿Por qué nunca acaba lo que empieza?

Terminar las cosas es simple y llanamente una costumbre, por lo que se debe crear el hábito de finalizar lo que se empieza. ¿Cómo?

Al no terminar las cosas a las que se compromete está perdiendo, además de credibilidad, tiempo y energía. Al no terminar las cosas a las que se compromete está perdiendo, además de credibilidad, tiempo y energía.
Si usted es una persona activa o emprendedora seguro que se apuntas a cuanto proyecto parezca interesante, pero si luego no acaba ni la mitad, está perdiendo, además de credibilidad, tiempo y energía. ¿Cómo evitar que esto suceda?

1. No siempre se disfruta del proceso
Cuando se hace lo que se ama, se tiene la sensación de que se debe estar disfrutando todo el tiempo y si no, es que algo va mal, y ¡no es así!. Incluso aunque disfrute la mayor parte del tiempo (que puede no ser el caso), hacer cosas no siempre es sencillo ni placentero.

Recuerde que siempre hay partes duras y partes que le gustan menos (o nada). Todo cuesta y no todo es siempre diversión, hay que ser consciente de eso.

2. Empezar por lo pequeño
Los grandes proyectos están formados por pequeñas tareas y si no eres capaz de acabar pequeñas cosas, tampoco lo harás con las grandes.

Así que cuando esté contestando un email, por ejemplo, no pase a otro y lo deje a medias. Empiece y acabe uno a uno. O si pagas facturas, no deje algunas para luego, acabe lo que empieza. Una vez que logres controlar las pequeñas cosas, las grandes se cuidarán ellas solas, ya lo verá.

3. No es opcional
La cosa está clara; cuando no te queda más opción que hacer algo, lo haces. Te cueste más o menos, te guste más o menos. Si mañana tienes que entregar un informe o sino te echan, mañana lo tienes listo sin importar lo extenso que sea; lo que lleva a concluir que la razón por la que no acabamos las cosas es porque nos damos opciones para no hacerlo, e irrespetamos el compromiso con nosotros mismos. Así que ponte una hora o fecha de entrega o cierre, de modo que pueda establecerse un compromiso y finalizar lo que empieza.

4. Un paso a la vez
Acostúmbrese a acabar una cosa antes de empezar otra y adelantará más. Ya que si sigue haciéndolo todo a la vez no acabará nada. ?Escoja un proyecto o tarea, la más importante en este momento, acábela. 

Pruébelo, no pierde nada y puede que le cambie la forma de trabajar.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.