Esto subiría el salario mínimo para 2018, si no se llega a un acuerdo

Los trabajadores, empresarios y gobierno se sientan a discutir el que será el ingreso de millones de asalariados del país. Las propuestas, al igual que en los últimos años, están tan alejadas que es muy posible que todo se defina por decreto.

123RF 123RF

Cada año, por compromisos de Ley, se sientan en la mesa de concertación del salario mínimo los empresarios, trabajadores (representados por los sindicatos) y el gobierno (donde está el Ministerio de Trabajo) a negociar el incremento del salario mínimo. De acuerdo al cronograma, el 15 de diciembre vence el plazo para el cierre de la primera etapa de negociaciones.

En una nueva sesión de la Comisión Permanente de Concertación de Políticas Salariales y Laborales, las centrales sindicales propusieron un incremento salarial para el 2018 entre el 10% y 12%, mientras que los gremios económicos, entre 4,5% y 4,7%.

Siga leyendo: ¿En cuánto quedaría el salario mínimo para 2018?

La Central Unitaria de Trabajadores, CUT, propuso un aumento del 12%, mientras que la Confederación General del Trabajo, CGT, y la Central de Trabajadores de Colombia, CTC, 10%. Por su parte los gremios de la producción plantearon sus propuestas así: ANDI y FENALCO, 4,7%; SAC, 4,6%, y ASOBANCARIA y ACOPI, 4,5%.

Es decir, mientras que la propuesta más alta de los empresarios llega al 4,7%, incremento que sería de $34.677,699, por parte de los sindicatos, el aumento más elevado es de 12%, que si se concreta, llegaría a los $88.526,04. La brecha es de $53.848,341, sin embargo, como en años anteriores, el escenario es complicado por lo que significa cada punto de incremento, tanto por los costos que asumen los empresarios, como también las familias que perciben este ingreso, realmente no sienten que aumente o al menos se mantenga su poder adquisitivo. 

También es probable que las noticias sobre el tema se centren en un tire y afloje entre centrales trabajadoras y los gremios, donde el único optimista será el Ministerio del ramo, señalando que por primera vez se estará cerca de lograr un conscenso. Aferrándose a las estadísticas, se podría empezar a concluir desde ya que solo habrá un incremento cercano al 4,5% o 5%, en el mejor escenario.

¿Qué aumento habrá?

El salario mínimo tiene en cuenta dos variables principales y un componente jurídico. Primero, se toma la inflación del año anterior al incremento y el dato de productividad laboral. Además, los trabajadores buscan que se acate la jurisprudencia de la Corte Constitucional que exige que los salarios mínimos deben conservar la capacidad adquisitiva del trabajador, por ende se debe tener en cuenta la inflación, la productividad y además, un reconocimiento adicional para los trabajadores que devengan hasta un salario mínimo.

Precisamente, el decreto que autorizó el incremento de 2016 fue demandado y el fallo salió a favor de la demanda en el Consejo de Estado. Y lo mismo ocurrió con el decreto que aumentó 7% el salario mínimo para 2017, que también fue demandado. Sin embargo, esto se interpretó como un ‘regaño’ del Consejo al gobierno para revisar la metodología del incremento, porque en la práctica, no se reintegró el dinero dejado de percibir por los trabajadores que ganaron la demanda.

Si se toma en cuenta los últimos años, se puede observar la relación entre el incremento del mínimo y la inflación anual:

Le tenemos: Aprenda a calcular sus horas extras, con la ampliación del recargo nocturno

Solo en 2012 hubo acuerdo entre las partes para fijar el salario mínimo, pese a las protestas de los trabajadores por el ‘pobre incremento’. En aquella ocasión, se llegaba a ese logro por primera vez en seis años. Las veces anteriores se fijó unilateralmente por el gobierno.

Siguiendo la tendencia, si las cosas van por el mismo camino que años anteriores, el incremento que comenzaría a regir para 2018 se acercaría más a lo que proponen los empresarios, debido a que se espera una inflación de 2017 que ronda el 4% y la productividad laboral (dato que entrega el DNP) llegó a 0,44%.

“Para este año esperaría un ajuste que entraría a regir en 2018, en el salario mínimo inferior al que se ha observado en los últimos dos años, que había sido del 7%. Este año, nosotros vemos que puede estar en alrededor de 4,5% o 5%”, explicó Camilo Durán, analista de investigaciones económicas de Credicorp Capital Colombia.

En caso que eso ocurra, el incremento de 4,5% sería de $33.197 y si llega a 5% sería de $36.885,85. Es decir, si ocurre lo primero, el nuevo salario sería de $770.914 y en el segundo escenario sería de $774.602,85. Además, para los que ganan menos de 2 salarios mínimos habría que sumarle el dato de auxilio de transporte, cuyo aumento se calcula con otro tipo de variables.

Para Durán, el 2017 cerrará con una inflación que llegaría a 3,9% y sumando la productividad de 0,44% no habría necesidad de proyectar un incremento del mínimo más allá del 5%. Pero también considera que la metodología actual, donde las tres partes se sientan en la mesa es la adecuada, sería también conveniente no tener en cuenta la inflación causada del año anterior, sino la inflación proyectada para el año en que aplica el incremento. Ejemplo, si lo proyectado para 2018 es una inflación de 4%, el incremento del mínimo tendría que ser un valor cercano.

De acuerdo con un sondeo de Finanzas Personales, donde participaron 144 votos, el 52% manifestó que el incremento debería ser del 10%, otro 23% respondió que el aumento debería ser de 7%, solo el 12,5% de la votación manifestó que el aumento tendría que ser de 4,5% y el 11% de respuestas manifestó que debería ser otra cifra cualquier el incremento.

Le puede interesar: Consejo de Estado anula decreto que aumentó el salario mínimo para 2016

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.