Tres cosas que hacen los grandes líderes con su ira

Todas las personas nos enojamos, es una emoción natural. Sin embargo, hasta los grandes líderes, quienes parecen tienen prohibido este estado, usan su ira para ser mejores líderes. Aprenda qué hacen en los momentos en que la furia los desborda.

Tres cosas que hacen los grandes líderes con su ira Tres cosas que hacen los grandes líderes con su ira
En su libro, “Los 15 Compromisos de Liderazgo Consciente”, Jim Dethmer, Diana Chapman y Kaley Klemp, todos grandes ejecutivos, ofrecen tres consejos creativos sobre cómo utilizar eficazmente la ira.

1. Sienta su ira, No se reprima
Muchos líderes se les enseña a reprimir su ira. Los grandes líderes saben que esto no funciona. Ya que cuando reprime su ira pueden pasar dos cosas:

En primer lugar, es probable que se enferme. La investigación sugiere que la ira no sentida enferma a la gente. Enfermedades relacionadas con el cólera incluyen dolor crónico de espalda, enfermedades del corazón, presión arterial alta, dolores de cabeza y depresión.

En segundo lugar, usted puede desperdiciar energía
. Reprimir la ira es como la celebración de una pelota de playa bajo el agua. Se necesita mucha energía. Los grandes líderes valoran la energía, no la pierda.

Con la práctica, sentir ira puede ser simple. La ira, como todos los sentimientos, es sólo la sensación en el cuerpo. Para sentir su ira, los autores sugieren poner atención a su cuerpo y tomar distancia de lo ‘que’ o ‘quien’ le está llevando a sentir rabia, respirar, y moverse para darse un minuto dándole la bienvenida al enojo.

2. Exprese su ira, no la disimule

Disimular que está sintiendo rabia es simplemente, una mala idea y es probable que no engañe a nadie.

Expresar los sentimientos es clave para nuestra supervivencia. Cuando está enojado, las personas que le rodean lo notan, no importa su esfuerzo por tratar de ocultarlo, la mayoría, así usted no lo exprese reaccionan huyendo, luchando o congelados. Este comportamiento (disimular) es una pérdida de tiempo y energía.

Ahora, hay que aprender a expresar la ira. Pues se debe hacer de manera sana y directa, no agresiva y tóxica. Los grandes líderes sencilla y poderosamente dicen: "Me siento enojado." Ellos no dicen: "Estoy enojado con usted porque se le cayó la pelota." O, "Estoy enojado porque perdimos nuestras ganancias trimestrales." Toda explicación y justificación son una pérdida de tiempo.

3. Aprenda de su ira

El promedio de los líderes pierden la batalla de su enojo por las ganas de demostrar que tienen razón. Los grandes líderes saben que esto es un enorme desperdicio de tiempo y energía. A pesar de que podría ser divertido para el ego, nada de valor se lleva a cabo.

En lugar de culpar a los demás, los grandes líderes aprenden de la ira y se hacen aún mejores líderes.

Una vez que los líderes han sentido, expresado su enojo y luego hacen la pregunta, "¿Qué es esta ira aquí para mí y que puede enseñarnos?" Se dan cuenta que la ira es generalmente una invitación para establecer un límite, dejar de hacer algo, cambiar de dirección o decir que no.

Sí, se tarda un minuto en aprender y toda una vida para dominar este arte. Pero la buena noticia es que, cuando usted comienza a cambiar su relación con la ira, podrá ver los resultados inmediatamente.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.