Una aplicación para encontrar "micro-trabajos"

Ganar dinero por tomar fotos del menú de un restaurant o de las bebidas de un bar es posible, gracias a una simple aplicación. Basta que el usuario recopile datos que de otra manera serían inaccesibles.

La aplicación Streetspotr permite encontrar minitrabajos. La aplicación Streetspotr permite encontrar minitrabajos.
;
DW
Thomas Oswald tiene una afición poco común. A este policía de 44 años le gusta de hacer “micro-trabajos”. “Ando en bicicleta por Múnich y a veces me toca hacer algunas tareas concretas; por ejemplo, tomar una foto de un lugar específico o bien buscar un bar que tenga Wi-Fi”. Por cada tarea completada, Oswald gana dinero. Entre uno y diez euros por misión. Y esto gracias a una aplicación: Streetspotr.

Solo basta que el usuario abra la aplicación en su smartphone y que localice en un mapa los lugares en los que puede efectuar ciertas misiones: consultar el menú de un restaurante y fotografiarlo o bien verificar si se venden ciertas bebidas. Incluso, ver qué tan fácil es entrar a un bar.

El secreto: recopilar datos

"Los datos obtenidos son vendidos a nuestros clientes", explica Dorothea Utzt, quien se ha encargado de implementar esta aplicación en Alemania. “Nuestros clientes incluyen directores de empresas que quieren obtener horarios de apertura de algunas tiendas o bien fabricantes de navegadores que quieren obtener mapas actualizados de algún lugar. Esto ayuda a las empresas a adquirir informaciones que de otra manera serían muy costosas de conseguir.

Esta aplicación hace prácticamente posible que cualquier persona con un smartphone se convierta en un recopilador de datos. Por el momento existen más de 210.000 usuarios de esta aplicación y la comunidad sigue creciendo. Otras aplicaciones como Appjobber están también disponibles en el mercado.

¿Capitalismo y explotación 3.0?

“Se trata de una nueva forma de explotación. Los usuarios proporcionan un servicio a una empresa y el dinero que reciben es poco. Tampoco tienen ninguna protección social ni sindical. Estamos hablando de un capitalismo 3.0”, señala Markus Beckedal de la asociación “Sociedad Digital”, preocupada por los derechos civiles digitales.

Dorothea Utzt, de Streetspotr, no acepta tales acusasiones. "Todo es voluntario en este trabajo. El usuario es comparable a un trabajador independiente que tiene que hacerse cargo de su propia seguridad social y declaración de impuestos. Este trabajo no es un trabajo con seguridad social, pero todo está conforme a la ley y no se trata de explotación”, dice Utzt. Un usuario gana, en promedio, unos cinco o diez euros por mes, así que se trata solo de un incentivo adicional. "Aunque para muchos usuarios es más bien una búsqueda de tesoros que trabajo”, explica Utzt.

Un tesoro de datos

Esta búsqueda de datos valiosos puede generar un cambio en la sociedad. Los usuarios son como hormigas que llevan una pieza y que luego todas juntas forman una montaña enorme de información, y no solo con Streetspotr. ¿Se imaginan conocer los horarios y menús de todos los restaurantes en Alemania? Markus Beckedal, de la Sociedad Digital, lo ve como una especie de Wikipedia que pone el conocimiento a disposición de todos. Aunque esto no está exento de riesgos. Dorothea Utzt, de Streetspotr, lo sabe. Por eso, antes de aceptar una misión para la comunidad, se encarga de verificar su autenticidad.

Una tarea divertida

Thomas Oswald tiene instalada la aplicación desde finales de 2012 y ha visitado más de 450 lugares. Pero para él no se trata de una cuestión de dinero, sino más bien de diversión. “En la mayoría de los minitrabajos a veces no pagan nada, pero aquí al menos salgo y veo cosas interesantes. Descubro lugares de mi ciudad que antes no conocía”, dice. “No es explotación porque todo es voluntario. Es una mezcla entre manía, pasatiempo y ejercicio. Es muy simple: al que no le guste este trabajo, puede simplemente dejarlo".

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.