¿Piensa volverse freelance? Considere esto antes

Considerar tener una vida laboral independiente tiene sus ventajas y desventajas. Pero si definitivamente se trata de una idea que le ha sonado bastante, lea la siguiente información para verificar si cuenta con las condiciones necesarias para serlo y tener éxito.

¿Piensa volverse freelance? Considere esto antes ¿Piensa volverse freelance? Considere esto antes
La independencia laboral es una condición que muchos trabajadores desearían tener, eso sí, contando con oportunidades que les permita seguir llevando un estilo de vida como el que mantienen siendo empleados en una empresa.

En sí, un “freelance” se considera como aquella persona que trabaja para ciertas empresas o personas, dentro de su campo, haciendo tareas o trabajos específicos. Por ejemplo, muchos periodistas envían sus artículos o cubrimientos a grandes medios de comunicación, a cambio del pago por sus textos. Otro ejemplo son los ingenieros de sistemas que trabajan en proyectos específicos, distintos y a su propio ritmo.

No obstante, el camino puede ser bastante complicado y la situación no es tan fácil como el hecho de renunciar hoy y decir “sí, voy a hacerlo”, sin tener presentes otras condiciones que no solo involucran temas económicos sino también situaciones emocionales y familiares.

Lo cierto es que una vez se toma la decisión, resulta bastante complicado dar vuelta atrás por dos factores: uno, porque es bastante complicado considerar volver a ser “dependiente” y estar atado a ciertas condiciones y dos, por la organización del tiempo; algo que se ve reflejado en el estudio realizado por Freelancers Unions, que señaló que el 88% de las personas dicen que no volverían a un trabajo de tiempo completo.

FP le sugiere leer “El costo de ser trabajador independiente”.

Las características

Claro, todo es cuestión de riesgos y de reconocer que va a perder ciertos beneficios que, como empleado, no reconocía. Por un lado, implica la ganancia de la flexibilidad del tiempo y la comodidad de establecer sus propias reglas de trabajo. Pero por otro, también acarrea un gran peso financiero al tener que responder al 100% por las cargas de seguridad social.

Es por eso que tomar la decisión resulta algo complicado que involucre tener el miedo a lo desconocido, no considerar que tiene las habilidades suficientes para “venderse” en el mercado o simplemente hay personas que se sienten más tranquilas al poder contar con todos los beneficios laborales que ofrece una empresa.

De acuerdo con una publicación de Matador Network, en la que Koti Neelis comparte su experiencia luego de algunos años de empezar a trabajar como freelance, se establecen las características de lo que realmente significa convertirse un freelance.

Quizás una de las características principales es que debe ser una persona que tenga una automotivación muy fuerte dado que cualquier lugar puede levantarse y decir “hoy quisiera no hacer nada” pero igualmente, por su nivel de responsabilidad y pasión por su profesión, deben ayudarlo a levantarse y empezar a trabajar.

Otra característica para ser freelance es la capacidad de aprender a decir “no” a aquellas tentaciones que le hagan perder su tiempo y desaprovechar las oportunidades que tiene. Muchas personas pensarán que su disponibilidad de tiempo es del 100% pero lo cierto es que una vez asume compromisos, deberá tener una autodisciplina mayor para responder con ellos.

Una última que destaca Neelis en su publicación, es la habilidad para “abrazar” la independencia. En la mayoría de profesiones se trabaja en oficinas con equipos de dos personas o más. Entonces, deberá asumir calendarios y tareas que puede que estén diseñados para más de una persona. Esto también hace que usted empiece a desarrollar un carácter para comprender las propuestas que le hacen, saber si vale la pena o no tomar un trabajo, así como establecer condiciones para el mismo.

Lea también “Seis tips para administrar su dinero (y hacer que dure) cuando es un trabajador independiente”.

Las preguntas

Si tras haber leído lo anterior considera que ser freelance puede ser su opción de vida, una publicación de Harvard Business Review señala que son siete las preguntas que debe hacerse para considerar si realmente está dispuesto a renunciar a ciertas comodidades pero para ganar una libertad financiera y profesional.

• ¿Tiene una habilidad comercial?: no es nada del otro mundo. Esto se traduce en el simple hecho de que tiene que “venderse” y saber reconocer si aquello en lo que usted es bueno realmente es fácil que la gente lo necesite.

• ¿Tiene una red robusta?: con esto, lo que le permite saber es qué tanto usted está inmerso en su industria y si hay posibilidades de que pueda encontrar para quién trabajar sin tener que sufrir en su búsqueda. Así mismo, esto implica que tenga la habilidad para socializar y querer conocer personas que lo ayuden en su campo.

• ¿Tiene colchón financiero?: dado que todo inicio puede ser bastante complicado, debe considerar si los ahorros que tiene lo pueden ayudar a soportar sus gastos y responsabilidades financieras mientras empieza a destacarse en su medio. Recuerde que esto también implica en tener que pensar que ahora toda la carga de prestaciones sociales va a recaer sobre usted.

• ¿Tiene autodisciplina?: si es de quienes necesita tener un “policía” cerca para poder asumir sus tareas o de quienes no son capaces de apagar el televisor mientras se concentran en sus tareas; este método de trabajo no puede ser el más conveniente para usted.

• ¿Ya tiene potenciales clientes?: lo ideal es que antes de renunciar a su vida de empleado, ya cuente con opciones a las que pueda trabajarles. Por ejemplo, según el artículo de Harvard Business Review, suele ser muy común que el primer cliente sea el actual jefe.

Quizás también le interese “¿Cuál es el sector más atractivo y fácil para emprender?”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.