Café colombiano tras los mercados del Golfo Pérsico

El café colombiano buscará conquistar en el 2014 Kuwait y Dubái, para aprovechar "los exquisitos paladares y las buenas billeteras" de mercados que demandan alta calidad y están dispuestos a pagar mejores precios que los destinos tradicionales, dijo el miércoles el gerente de la Federación Nacional de Cafeteros.

Café colombiano tras los mercados del Golfo Pérsico Café colombiano tras los mercados del Golfo Pérsico
Colombia, el primer productor mundial de café arábigo lavado, tradicionalmente exporta el grano a Estados Unidos, Japón, Alemania, Bélgica, Canadá, Inglaterra, Corea, España y Francia.

La recuperación de los niveles históricos de producción en Colombia el 2013 a 10,9 millones de sacos de 60 kilos, impulsada por el buen clima y la renovación de sus cafetales, fue ensombrecida por los bajos precios en los mercados internacionales que cayeron durante gran parte del año, a mínimos desde marzo del 2007.

"La estrategia en que vamos a insistir este año es en mercados especializados de mejor remuneración, de mayor dinámica, eso quiere decir formatos diferentes, consumos en hogar, en nuevas modalidades y expansión de las tiendas Juan Valdez", dijo el gerente de la Federación Nacional de Cafeteros, Luis Genaro Muñoz.

"Vemos muchas posibilidades en los mercados de desarrollo, por eso vamos a entrar por ejemplo en el Golfo Pérsico, estamos aumentando fuertemente la participación en Corea, estamos mirando mercados que no han sido tradicionales de café", agregó el dirigente en una entrevista con Reuters.

Muñoz también mencionó a Australia y a países que hicieron parte de la antigua Unión Soviética como mercados en los que el café colombiano tiene posibilidades de crecer por la calidad que exigen los consumidores.

El dirigente aseguró que Colombia buscará en el 2014 mantener un nivel de producción similar al del 2013, pero aumentando la productividad que se ubicó en 14,1 sacos por hectárea el año pasado.

De acuerdo con Muñoz, en Estados Unidos hay actualmente un renovado interés por el café colombiano, ante dificultades de otros productores que la habían desplazado como Perú, Ecuador y países centroamericanos, lo que también contribuirá a ganar participación en ese mercado.

"Eso brinda la oportunidad a Colombia de ser el ganador, de recuperación de una franja del mercado que no tenía desde cuando cayó su producción", comentó.

El dirigente estimó que durante todo el año los precios del café se mantendrán en niveles similares a los del 2013, en un mercado que se caracterizará por la alta volatilidad y que podría recuperarse por una baja producción de los países centroamericanos, lo que provocará una caída de los inventarios.

La cosecha de los países centroamericanos se ha visto reducida por el hongo de la roya.

Muñoz advirtió que Colombia debe ser cuidadoso con una propuesta para sembrar café robusta en regiones planas de una manera tecnificada por el impacto que podría tener en los inventarios y en los precios.

Finalmente, estimó un aumento de 100 tiendas Juan Valdez, desde las 250 con las que se cerró el 2013, lo que significaría un aumento de un 40% y contribuirá a conquistar mercados y a posicionar la marca del café colombiano.

Reuters.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.