Colombia fija su próximo horizonte comercial en África

La expansión del comercio exterior colombiano, que en los últimos dos años ha superado el estancamiento de los socios naturales americanos y europeos, sigue en curso y busca ahora un nuevo horizonte en África, dijo a Efe el ministro de Comercio, Industria y Turismo, Sergio Díaz-Granados.

Colombia fija su próximo horizonte comercial en África Colombia fija su próximo horizonte comercial en África
Díaz-Granados, titular de esta cartera desde el inicio del Gobierno del presidente Juan Manuel Santos, en agosto de 2010, hizo un adelanto de sus planes durante una entrevista celebrada en la ciudad de Barichara, durante una gira de promoción turística e industrial por el centro-este colombiano.

"Quisiera en el segundo semestre de este año iniciar una gran reflexión sobre África", señaló el ministro al reconocer que aunque las relaciones comerciales con este continente "han crecido mucho en los últimos diez años", siguen siendo "todavía muy precarias".

En 2012 Colombia exportó cerca de 450 millones de dólares a África en carne, chocolate, galletas, productos plásticos y metalmecánicos, según el ministro.

"Creemos que es un mercado que puede crecer. Cerca de diez países de África representan el 70 % del producto interior bruto (PIB) africano", una zona que Díaz-Granados identificó como "una de las que en las próximas décadas va a crecer mucho y va a ser un factor importante para el desarrollo del planeta".

En el África subsahariana Colombia tiene embajadas en Sudáfrica y Kenia, y en Ghana a través de la Alianza del Pacífico, mecanismo diplomático y comercial que integra con Chile, México y Perú, con el fin de consolidarse y estrechar lazos con la próspera región de Asia-Pacífico.

Los ministros de Exteriores y de Comercio de este organismo tienen previsto reunirse este fin de semana en el municipio colombiano de Villa de Leyva para debatir, precisamente, "cómo llegar más y mejor a un continente que es el futuro, como es África", anotó.

En la agenda comercial colombiana para el resto de año también se planea la entrada en vigor los acuerdos con la Unión Europea, con Costa Rica, Panamá e Israel, para los que quedan pendientes trámites legislativos.

"Estamos muy contentos de poder dejarle en esta recta final del Gobierno de Santos la meta cumplida", que supone lograr entre 2010 y 2014 "una red de acuerdos comerciales con acceso al menos a 1.500 millones de consumidores".

Frente a los rumores sobre la posible renuncia de su cargo, Díaz-Granados ratificó su compromiso como ministro de Comercio "hasta que el presidente decida o en otras áreas hasta que él lo considere".

Y tras hacer balance, admitió: "Yo estoy muy satisfecho de la recuperación del país en estos dos años y medio", pues la industria "está comenzando a encarrilarse" y el turismo está creciendo.

La industria colombiana, débil en comparación con otros sectores productivos como el minero-energético o el agrícola, creció en abril pasado un 8 % respecto del mismo mes de 2012, mientras que las exportaciones en los primeros cuatro meses del año aumentaron un 9,9 % en comparación con el lapso del año anterior.

En cuanto al turismo, según Díaz-Granados, Colombia ha logrado superar la fase en la que todos los visitantes llegaban a la caribeña Cartagena de Indias o a Bogotá, y gracias a esfuerzos en seguridad e infraestructura cada vez es más amplio el portafolio del país andino.

En el último mes la sensación de seguridad para el turismo en Colombia se ha visto empañada por dos sucesos que el ministro calificó de "lamentables": la muerte durante un atraco en Bogotá de un agente de la DEA, la agencia estadounidense antidrogas, y el secuestro de dos españoles durante un mes en el turístico desierto de La Guajira.

Pero el ministro llamó a considerar estos episodios "como hechos aislados" y deseó que cada vez sean menos frecuentes.

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.