| 7/21/2020 4:46:00 PM

¿Cómo empezar a invertir sus ahorros?

La base de una buena salud financiera es el ahorro. Sin embargo, lo que le da los cimientos y las paredes a la estabilidad económica es la inversión. Aquí le contamos qué debe tener en cuenta para empezar a invertir.

¿Cómo empezar a invertir mis ahorros? ¿Cómo empezar a invertir sus ahorros?

Invertir no es más que destinar dinero, en este caso del ahorro, a una actividad que le permita generar ganancias. Es hacer que el dinero trabaje por usted para que su patrimonio sea cada vez más grande con el tiempo.

Las inversiones también ayudan a que el dinero que tiene ahorrado no pierda su capacidad adquisitiva. Si solamente tiene su dinero debajo del colchón o parado en una cuenta corriente, lo que está haciendo es perder dinero y esto se debe a la inflación.

En Colombia, la inflación en 2019 fue de 3,8%, lo que significa que el precio general de los productos en la economía aumentó en dicho porcentaje en un año. Es así que año tras año los bienes y servicios se encarecen y, si no se invierte el dinero de los ahorros, los próximos años va a poder comprar menos con esa cantidad que dispone.

Sin embargo, invertir es una decisión que debe tomarse con cabeza fría pues, dependiendo de en qué actividad se coloque el dinero, se corren riesgos, y uno de ellos es perder dinero. ¡Pero no se preocupe! A continuación le contaremos cuáles son los primeros pasos para invertir el dinero de sus ahorros de manera responsable.

Pregúntese qué tipo de inversionista es 

El éxito de un plan de inversión depende en parte de conocerse a si mismo. Nuestra personalidad, estilo de vida y objetivos nos dan una guía para invertir.

Hay 3 tipos de inversionistas dependiendo de la cantidad y tipo de riesgos que desee correr. El primero es el inversionista arriesgado, aquel que opta por inversiones de mayor riesgo, pero que generan mayores rentabilidades, a las personas con este perfil no les da miedo perder dinero en el proceso.

El segundo tipo es el conservador, quienes prefieren la seguridad antes que las altas rentabilidades en cortos periodos de tiempo; estos inversionistas no están dispuestos ha perder dinero y por ello tienden a generar ganancias menores.

Por último, está el inversionista moderado, quien se caracteriza por tener un balance entre riesgo y rentabilidad.

Para saber qué tipo es, puede hacer una prueba en línea o un cuestionario de una institución financiera. Al tener claro qué tipo de inversionista está más alineado con su personalidad y perfil de riesgo, puede tomar mejores decisiones en cuánto a qué mecanismos de inversión utilizar.

Entienda los conceptos básicos

La educación financiera es fundamental no sólo para empezar a invertir, sino también para cuidar de sus finanzas personales, por eso le recomendamos estudiar al respecto.

Dos conceptos que con los que hay que familiarizarse a la hora de invertir son el riesgo y la rentabilidad. Por su parte el riesgo es aquella incertidumbre que hay en torno a una inversión debido a las situaciones y cambios inesperados. Mientras que la rentabilidad es el porcentaje de ganancias que genera la inversión del capital.

Estos dos conceptos tienen una relación directa, entre más grande sea el riesgo, mayor debe ser la rentabilidad que se le proporcione al inversionista; y entre menos se arriesgue, hay menos rentabilidad esperada.

Es así que hay que tener en cuenta dos reglas principales:

  1. Si se asume el mismo riesgo, opte por la inversión que ofrece mayor rentabilidad
  2. Si la rentabilidad es la misma, escoja la opción de menos riesgo.
Antes de invertir, se deben establecer el monto y los límites de pérdidas y gananciasAntes de invertir, se deben establecer el monto y los límites de pérdidas y ganancias.

Monto a invertir y límites

Para empezar a invertir es necesario establecer la cantidad de nuestros ahorros que vamos a destinar para este fin. Lo primero a tener en cuenta es que no es recomendable utilizar todo el dinero ahorrado, pues siempre se debe tener un monto para emergencias.

Un cálculo que puede hacer para determinar cuánto invertir es fijar la cantidad con la que desee contar en situaciones imprevistas, e invertir el resto. Para calcular dicha cantidad puede hacer la suma de gastos imprescindibles para un par de meses.

Además de establecer un monto a invertir, debemos tener límites de pérdidas y de ganancias. Los límites de pérdidas se utilizan para conocer cuánto estamos dispuestos a perder, y cuándo parar esa inversión para no tener mayores pérdidas. Este paso permite tener pérdidas más pequeñas y controladas.

Por otro lado, los límites de ganancia no se establecen en todo tipo de inversión, pues no siempre son necesarios. Sin embargo, cuando son inversiones más riesgosas en mercados volátiles, es bueno tener un límite de ganancia, ya que estos permiten asegurar las rentabilidades alcanzadas.  

Plan de inversión

Haga un plan de inversión para un tiempo determinado. En este paso debe escoger el plazo de la inversión; si quiere invertir por su cuenta o dejarlo en manos de expertos; y elegir la actividad en la que va a invertir.

Hay diferentes tipos de inversiones. Por un lado, usted puede tener una muy buena idea de negocio y decidir invertir sus ahorros en un emprendimiento. También puede invertir en startups y recibir una rentabilidad por ello.

Por otro lado están los productos financieros, como las acciones, los bonos, los CDTs, las divisas, entre otros. Para invertir en este tipo de productos es recomendable asesorarse directamente con instituciones financieras, como bancos, o fondos de inversión.

Tener un plan determinado, junto con los pasos mencionados anteriormente, le ayudará a tener más seguridad al momento de invertir. Asegúrese de investigar y asesorarse bien antes de empezar para sentirse cómodo con su inversión.

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.