¿Cuáles son los derechos de un deudor moroso?

Se estima que actualmente en Colombia hay un millón de personas que se encuentran en mora con las instituciones financieras. Si usted está entre ese grupo, aquí le contamos cuáles son sus derechos.

Las intimidaciones por parte de los agentes de cobro pueden llevar a casos de depresión. Las intimidaciones por parte de los agentes de cobro pueden llevar a casos de depresión.

Generalmente el manejo de estas obligaciones es delegado a las llamadas casas de cobranza, las cuales incurren con frecuencia en prácticas abusivas y de intimidación, que afectan al deudor.

Las intimidaciones por parte de estos agentes de cobro pueden llevar al deudor a caer en cuadros de depresión, que desencadenan en problemas de salud y hasta en suicidios. El último informe Forensis del Instituto Nacional de Medicina Legal, evidenció que los problemas económicos  constituyen una de las principales causas de suicidio en el país.

Afortunadamente, los deudores morosos no están desamparados y tienen una serie de derechos que los protegen ante las malas prácticas de estas entidades.

Según el abogado Luis Humberto Ustáriz, quien es especialista en Legislación Financiera, los bancos y las casas de cobranzas en Colombia están en la obligación de realizar las gestiones de cobro de manera respetuosa y en horarios adecuados, que no afecten la intimidad personal y familiar del deudor.

Estos horarios deben ser de lunes a sábado en horas de oficina, jamás después de las 8 de la noche ni los domingos. Así mismo, las casas de cobranzas no pueden realizar cobros adicionales por concepto de cobranzas sin que hayan sido informados previamente en un contrato al deudor.

Los agentes de cobranza también deben dejar constancia documental de los acuerdos a los cuales se llegaron con los deudores y aplicar de manera inmediata al crédito los pagos que el deudor realice.

Ustáriz también recomienda a las personas que hayan sido víctimas de abuso por parte de las casas de cobranza, que se quejen ante el Defensor del Consumidor Financiero que tiene cada institución Bancaria. Esta acción incluso puede hacerse a través de un celular, la página web o accediendo a la App de la defensoría del consumidor financiero.

Si no es posible resolver la situación por esta vía, el consumidor financiero puede llevar el caso a la Superfinanciera, radicando un derecho de petición, donde adjunte las pruebas que demuestren el abuso (grabaciones de llamadas, copias de los mensajes de texto y comunicaciones amenazantes por parte de la institución de cobranzas). La Superintendencia Financiera deberá citar a la institución financiera a descargos y explicaciones y posteriormente a una conciliación.

Finalmente si las instancias anteriores no resuelven la queja, el deudor puede presentar una acción de tutela y podrá, inclusive, acudir a una demanda por daños y perjuicios con el fin de solicitar una indemnización.

Por otra parte, los deudores morosos también cuentan con mecanismos para renegociar sus deudas, en caso de que definitivamente no haya capacidad de pago. La ley estableció una forma para ayudar a resolver esta clase de situaciones. Según la abogada Andrea Rodríguez, especialista en temas financieros, Se trata del proceso de insolvencia de persona natural no comerciante, que busca que el deudor con dificultades pueda negociar con todos sus acreedores el pago de sus deudas en una sola audiencia. Para eso existen unos procedimientos y unas condiciones que debe reunir el deudor.

Es claro que para resolver los problemas de endeudamiento y mora de una persona hay salida. Además es evidente que si los morosos están incumpliendo con sus obligaciones consignadas en los contratos financieros, este no es un argumento para que se abuse de sus derechos, razón por la cual quienes estén retrasados en sus pagos deben conocer cómo defenderse de los abusos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.