| 9/7/2020 11:39:00 AM

¿Comprar vivienda o arrendar? Estos consejos le ayudarán a elegir

Arrendar o comprar una casa es una decisión importante. No solo afecta la cantidad de dinero que le queda al final del mes, también afecta su estilo de vida y el tamaño de los ahorros que acumula a lo largo de los años.

¿Comprar vivienda o arrendar? Consejos para elegir ¿Comprar o arrendar?

Cuando se trata de arrendar o comprar una casa, siempre hay un debate sobre cuál tiene más sentido financiero. Ambos lados tienen puntos válidos, por lo que puede resultar difícil tomar la decisión.

Un argumento común a favor de comprar es: "¿Por qué pagaría el arriendo mensual al propietario en lugar de acumular el valor neto de una vivienda para usted?" En realidad, hay varias razones financieras por las que alquilar también puede ser atractivo.

En el imaginario social se tiene que poseer una casa es una inversión necesaria y la clave para organizar una familia. Sin embargo, hay diferentes inversionistas que afirman que comprar una casa podría no ser la mejor decisión financiera.

Uno de ellos es Robert Kiyosaki, autor del best seller Padre rico, padre pobre. Para él, debemos aprender a diferenciar entre los pasivos y los activos y adquirir estos últimos.

Contradictorio al imaginario común, para Kiyosaki, la vivienda es un pasivo, pues no genera ingresos constantes, sino que adquirimos obligaciones financieras, como el pago de las hipotecas e impuestos.

Pero este es un punto de vista. También hay quienes afirman que es preferible comprar casa a arrendar.

Esta no es una decisión sencilla, al tomarla, hay que tener en cuenta diferentes factores, pues esta tendrá un gran impacto en el futuro familiar y de su flujo de ingresos mes a mes.

Con el fin de ayudarlo a tomar la decisión, aquí le contamos de algunas ventajas, desventajas y consejos a la hora de comprar o arrendar vivienda.

Comprar vivienda

Ser propietario trae consigo diferentes beneficios intangibles, como la sensación de estabilidad, sentir que es su hogar, sentir pertenencia a una comunidad y orgullo.

Además, una de las ventajas de adquirir vivienda es tener un patrimonio que puede ser utilizado a futuro como soporte de diferentes inversiones y que puede obtener ganancias de su valorización en caso de querer venderla.

Sin embargo, tenga en cuenta que las casas son un activo poco líquido, por lo que es posible que no la pueda vender cuando lo desee y hay ciertos costos de transacción que son significativos a la hora de vender.

Con sus ventajas y desventajas, la diferencia más importante de pagar arriendo es que la propiedad es suya una vez haya terminado pagarla y, en términos de financiación, en el país existen cada vez más opciones para adquirir vivienda.

Por un lado, el gobierno ha dispuesto de 100.000 subsidios para adquirir vivienda de interés social (VIS) y otros 100.000 para vivienda no VIS. Los subsidios los puede solicitar directamente en las entidades financieras. 

Además, existen otras alternativas como el arriendo con opción de compra y los subsidios “Mi Casa Ya”.

Tenga en cuenta que, financieramente hablando, cuando vaya a comprar vivienda lo recomendable es estar en una situación económica estable y segura en términos de ingresos. 

Estos ingresos deben ser suficientes para cubrir los gastos en los que se debe incurrir al comprar una casa como las cuotas de pago del crédito/ hipoteca, la administración, los arreglos, muebles, impuestos y seguros.

Arrendar

Según la Federación Colombiana de Lonjas de Propiedad Raíz (Fedelonjas), “el mercado de arrendamientos en el país mueve cerca de 23 billones de pesos, que equivalen a cerca del 3% del Producto Interno Bruto (PIB)”.

El mayor mito sobre arrendar es que se "desperdicia dinero" todos los meses, y no es del todo cierto.

Si bien es cierto que no está acumulando capital con los pagos mensuales del arriendo, todos necesitamos de un lugar para vivir y eso siempre cuesta dinero, de una forma u otra.

Alquilar significa que puede mudarse sin penalización cada vez que finaliza su contrato de arrendamiento. Sin embargo, también significa que podría tener que mudarse repentinamente si el propietario decide vender la casa.

Una de las ventajas principales de arrendar es que no se necesitan esfuerzos de ahorro para cuotas iniciales ni se comprometen flujos de dinero futuros. Además, da flexibilidad, pues se pueden encontrar inmuebles de acuerdo a las necesidades; y no se debe incurrir en gastos como el impuesto predial, ni reparaciones.

Si toma la decisión de vivir en arriendo, tenga en cuenta que el canon mensual que debe pagar por un inmueble en alquiler no debe ser mayor al 1% del valor de la vivienda.

Haga un cálculo básico

Para tomar la decisión de arrendar o comprar una casa, es importante que haga un cálculo básico de su presupuesto mensual y los gastos en los que tendría que incurrir en ambas opciones.

En ese orden de ideas, si al sumar las cuotas del arrendamiento en un año, estas son menores a lo que pagaríamos por los intereses del crédito, más los costos de reparaciones, impuestos, seguros y cuotas de administración es conveniente arrendar. Siempre que se destine la diferencia entre estos dos valores a una inversión.

Por el contrario, cuando el costo anual del arrendamiento es mayor al costo que del crédito hipotecario, lo más recomendable es comprar.

Este cálculo ayuda a tener una idea más clara de cuándo puede ser mejor comprar o cuando arrendar.

Sin embargo, también deben tenerse en cuenta otros aspectos personales como el hecho de no querer utilizar capital para una casa con el fin de poder utilizarlo en inversiones, o el hecho de ser “nómadas” y no querer tener un lugar de domicilio fijo.

Además, adquirir una casa puede ser un objetivo personal y familiar, todas sus decisiones deben estar alineadas con sus capacidades, necesidades y metas.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.