¿Cómo iniciar su vida crediticia?

Si está pensando sacar su primer crédito y empezar un historial de pagos que le permita acceder a préstamos más grandes en un futuro, le interesa leer los siguientes consejos.

Si bien cuando es joven no tiene un ingreso estable, razón por la cual probablemente no le aprueben un crédito bancario, muchas veces tiene asociados productos que sí catalogan su comportamiento. Si bien cuando es joven no tiene un ingreso estable, razón por la cual probablemente no le aprueben un crédito bancario, muchas veces tiene asociados productos que sí catalogan su comportamiento.

Sacar su primer crédito es un paso importante. Por eso, puede que le asuste empezar a usar, por ejemplo, una tarjeta de crédito. En Colombia, solo el 42% de los consumidores nuevos al crédito tiene entre 18 y 29 años; 22% tiene entre 30 y 39 años y más de un tercio (36%) tiene 40 años o más según un estudio de TransUnion.

Pero esos pequeños compromisos son importantes para hacer una vida crediticia, que lo califiquen positivamente y que le puedan dar, a futuro, un préstamo grande para la cuota inicial de un carro o un apartamento. De hecho, los expertos recomiendan que empiece cuanto antes. 

Normalmente, antes la gente comenzaba a hacer vida crediticia cuando tenían una estabilidad laboral. Pero hoy los jóvenes tienen la oportunidad de hacer esa vida desde que están estudiando, y lo mejor es hacerlo y hacerlo correctamente” cuenta Clara Inés Guzmán, líder de Educación Financiera al Cliente de Old Mutual-Skandia. 

“Si bien cuando es joven no tiene un ingreso estable, razón por la cual probablemente no le aprueben un crédito bancario, muchas veces tiene asociados productos que sí catalogan su comportamiento, como puede ser un celular o un crédito educativo, bien de libre inversión o del Icetex. Eso le va a dar una historia crediticia”, agrega. 

Por eso si todavía no tiene un ingreso fijo, una buena estrategia es encargarse de la cuenta del celular que use (si es que la manejan sus papás). Este es el tipo de nuevo crédito es el más habitual en la población; de los consumidores de un producto crediticio del sector real, 45% tiene una cuenta de telecomunicaciones y 42% un producto en el sector financiero, liderado por microcrédito (15%) y tarjetas de crédito de marca privada (6%), según el informe de TransUnion. 

“Los resultados muestran que se puede confiar en los puntajes iniciales que se obtienen por un producto del sector real, en particular de telecomunicaciones, de la misma manera que aquellos que se obtienen por productos del sector financiero.”, señala Virginia Olivella, Gerente Senior de Investigación y Consultoría para esta organización.

Por otro lado, si tiene un ingreso fijo, la mejor opción será sacar una tarjeta de crédito. Puede optar por las que ofrecen almacenes de cadena, que son más fáciles de conseguir. Con el tiempo, lo más probable es que se le empiecen a abrir las opciones a nivel de ofertas de crédito y de cupos.

Lea también: Siete puntos a considerar antes de obtener un crédito

“Ahí viene el consejo más importante: hay que aprender a manejar ese tipo de instrumentos, hay que ser organizado con el ingreso que uno tenga y tener pagos oportunos. Más que muchas veces no nos damos cuenta un mal manejo de una tarjeta de crédito puede de verdad dañarnos la historia para muchas transacciones a futuro. Evite que estos mecanismos caigan en reportes a futuro en un Datacrédito”, señala Guzmán.

Pasarse un día o dos no es grave, más allá de una cuestión un incremento en los costos por mora. ¿Dónde comienza a tener riesgos? Cuando le hacen cobros jurídicos o por el no pago oportuno lo reportan. Ahí lo más peligroso son deudas pequeñas que a veces la gente no recuerda y por eso los reportan. “Tenemos muchas personas que porque quedaron con una deuda de 300.000 pesos en el celular, al rato están reportados”. agrega Guzmán.

En ese sentido es importante recalcar que, contrario a la creencia popular, estar en una central de información crediticia, como TransUnion o DataCrédito no es algo malo. Todo lo contrario, es la mejor forma de hacer vida crediticia. 

Estas empresas recogen información tanto positiva como negativa del historial de obligaciones de las personas. Si usted tiene un historial favorable, habrá más posibilidad de que le den un crédito. También le puede servir para acceder a su historial, conocer el estado de sus obligaciones y detectar el uso fraudulento de su nombre.

¿Cómo miden su calificación crediticia? El componente más importante es qué tan buen comportamiento de pago tenga. Obviamente, en la medida en que sus ingresos mejoren le aumentan la capacidad y, a medida de que tenga mayores ingresos y mayores cupos y mantenga los pagos oportunos, más probabilidad de que le den más créditos y más altos.

Relacionado: ¿Cómo se calcula la calificación crediticia de un colombiano?

Otra forma inteligente de crear historia crediticia es a través del ahorro. “Si bien generalmente se hace a través de una entidad o una cooperativa, está comenzando a dar credibilidad del sistema en usted. Es decir, cuando tiene un ahorro constante puede ser candidato a crédito, porque tiene un respaldo comprobable”, dice Guzmán.

En ese sentido, tenga en cuenta que no pasa igual si está ahorrando en la alcancía o en un CDT. Para eso una buena herramienta son los fondos de empleados, que le descuentan sistemáticamente de su sueldo.

Colombianos, comprometidos con su primer crédito

Desde 2015,  más de 1,5 millones de personas ingresan cada año al mercado de crédito colombiano y obtienen su primer puntaje de riesgo crediticio, lo que representa casi 5% de la población adulta total del país, indica el informe de TransUnion.

FP le recomienda: Las ventajas de obtener un crédito por primera vez (aunque no lo quiera)

Este encontró que los consumidores nuevos al crédito son menos riesgosos de lo que piensa. “Aunque los consumidores nuevos al crédito tenían scores más volátiles y por lo tanto mayor probabilidad de ver a sus puntajes iniciales cambiar durante un período de 12 meses frente a los consumidores de crédito establecidos, el estudio mostró que un porcentaje significativo de los cambios en el puntaje de los nuevos al crédito fue positivo en lugar de negativo”, señala la entidad en un comunicado. 

Según este, “cuando comparamos consumidores nuevos y establecidos de la misma edad y nivel de riesgo, encontramos que los consumidores nuevos al crédito tuvieron un 50% más de probabilidad de mejorar su puntaje de crédito en los 12 meses siguientes”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.