| 11/19/2019 3:55:00 PM

¿Qué uso le están dando los colombianos a sus créditos? 

Muchas necesidades de los clientes financieros se solucionan por medio de un crédito, ya sea de libre inversión, bajo monto, o simplemente tener una tarjeta de crédito. 

Créditos, ¿Qué uso le están dando los colombianos a sus créditos? ¿Qué uso le están dando los colombianos a sus créditos? 

El crédito sigue siendo la herramienta más común entre los colombianos que necesitan liquidez para montar un negocio, comprar un computador, financiar un viaje o ya para proyectos más de largo plazo, como adquirir una vivienda. 

La cuestión está en saber qué ingresos dispone y cuánto dinero necesita para solventar esos gastos, porque recuerde, el crédito es un dinero que pertenece al banco, no es plata suya como tal, y por esa operación se calculan unos intereses, un seguro, y otras tasas que usted termina asumiendo en la cuota mensual. Por eso es importante antes de tener un crédito que usted no asuma más de lo que puede solventar con sus ingresos. De lo contrario, verá arruinada sus finanzas y como pasa muchas veces, las personas le terminan echando la culpa a los bancos. 

Claro, algunas veces pueden tener la razón que fueron los bancos que llenaron a la persona de deudas que al final no pudieron ser honradas. Pero en otras muchas ocasiones, son las personas que toman indiscriminadamente productos y caen en una espiral de deudas de la que nunca se recuperan. 

¿Pero para qué se debe usar un crédito? Para adquirir productos o realizar proyectos que no pueden ser pagados en un solo contado. Ahí es cuando las personas compran a crédito sus electrodomésticos, sus viajes o su educación. Y lo cierto es que los colombianos siguen bastante activos en el consumo de créditos financieros. 

De acuerdo con TransUnión, el mercado de crédito de consumo continúa creciendo año contra año, según las conclusiones de su Industry Insights Report. Las tarjetas de crédito y los créditos personales –que incluyen créditos de libre inversión y créditos de libranza– registraron el mayor crecimiento en originaciones, año contra año, en el segundo trimestre de 2019 (17,6% y 15,8%, respectivamente).

“El crecimiento en originaciones (nuevas cuentas abiertas) y saldos en el último año, así como las tasas de morosidad, reflejaron tendencias generalmente positivas para el mercado de crédito de consumo colombiano. Al mismo tiempo, el aumento en el otorgamiento de crédito a consumidores de mayor riesgo podría estar llevando a un leve deterioro en la calidad de la cartera de créditos de consumo”, señala TransUnion. 

En el tercer trimestre de 2019, y por segundo período consecutivo, se observó crecimiento anual positivo en originaciones y en saldos para los principales productos de crédito. Además, durante el mismo período, las tasas de morosidad grave a nivel consumidor se mantuvieron estables o mejoraron para las principales categorías de crédito. Sin embargo, existe la posibilidad de que un alto crecimiento en originaciones oculte aumentos en la morosidad a nivel del portafolio. 

Créditos más demandados

La demanda de crédito por parte de los consumidores sigue siendo fuerte, siendo las tarjetas de crédito y los créditos personales (que incluyen créditos de libre inversión y créditos de libranza) los de mayor crecimiento en originaciones año contra año en el segundo trimestre de 2019 (últimos datos de originaciones disponibles), con 17,6% y 15,8% respectivamente. Los créditos de vehículo también registraron crecimiento anual en originaciones de dos dígitos, de 11,5%. Por su parte, los nuevos créditos de vivienda también crecieron, pero a menor ritmo, 3,1% año contra año durante el último trimestre.

Los saldos promedio por consumidor aumentaron para los principales productos durante el último año, observándose el crecimiento más fuerte en créditos personales (créditos de libre inversión y libranza); en el tercer trimestre de 2019 crecieron 7,1% anual. 

“A pesar de las presiones macroeconómicas como el aumento del desempleo y el aumento de la inflación, el mercado colombiano de crédito de consumo continúa creciendo. Los mayores aumentos registrados en las originaciones provienen de créditos no garantizados, que muchos consumidores usan para financiar compras más pequeñas y gastos diario. Este crecimiento ha estado en línea con el fuerte crecimiento de las ventas minoristas durante el 2019, una tendencia económica reciente positiva” afirmó Virginia Olivella, Gerente Senior de Investigación y Consultoría de TransUnion Colombia. 

Al mismo tiempo destacó, “el fuerte aumento en los productos de crédito de consumo contrasta con el crecimiento más lento de los productos de crédito garantizados, que se utilizan para financiar la compra de viviendas y vehículos. Lo anterior podría ser reflejo de la caída en los niveles de confianza del consumidor lo que, junto con los desafíos de acceso, pueden estar frenando la demanda por viviendas y vehículos”.

Como parte del análisis Olivella, señaló “el crédito de consumo es un importante catalizador para el crecimiento de la economía y es alentador ver que las entidades todavía tienen un apetito para extender crédito al tiempo que administran el riesgo de manera efectiva y mejoran el comportamiento general de la morosidad”.

La nueva dinámica de crecimiento el crédito de consumo

En todas las categorías de crédito de consumo, los segmentos de mayor riesgo registraron un crecimiento anual positivo en originaciones en el último trimestre, lo que apunta a una mayor inclusión financiera y una mayor disposición de las entidades para extender el crédito a los consumidores más riesgosos.

Para tarjetas de crédito, los consumidores subprime (riesgo alto) registraron el incremento anual más alto en el segundo trimestre de 2019 (68,6%), seguido de las originaciones de consumidores near prime (riesgo medio-alto), las cuales crecieron en 51% durante el mismo período de tiempo. Las originaciones de los segmentos prime, prime plus y super prime (riesgo medio, medio-bajo y bajo, respectivamente) registraron tasas de crecimiento anuales de 18,5%, 7,7% y 0,7%, respectivamente.

Como en trimestres anteriores, los bancos continuaron representando la mayor parte del crecimiento total de nuevas tarjetas. Las nuevas tarjetas tradicionales incrementaron 26,5% año contra año en el segundo trimestre de 2019, comparado con un aumento anual de solo 0,6% para las nuevas tarjetas de marca privada y una reducción de 6,0% para las nuevas tarjetas tipo retail con franquicia.  

Para los créditos personales, los segmentos de riesgo más altos y bajos mostraron los menores crecimientos en nuevos créditos en comparación con los segmentos de riesgo medio, además de registrar menor crecimiento en comparación con el observado en el segundo trimestre de 2018. Los consumidores near prime, prime y prime plus (riesgo medio-alto, medio y medio-bajo) crecieron en 18,6%, 22,8% y 14,9% anualmente en el segundo trimestre de 2019, respectivamente, por encima del crecimiento anual de 3,8%, 6,0% y 9,1% evidenciado respectivamente en el segundo trimestre de 2018.

Fuente: TransUnion Colombia

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.